18 de Diciembre de 2017

Yucatán

Meridanos mantienen vivo el amor a la Virgen

Grupos apostólicos, jóvenes, personas de la tercera edad y niños dan gracias a la Madre de Dios y le piden bendiciones.

Muchachos del grupo Omega cumplieron su promesa a María. (Juan Albornoz/SIPSE)
Muchachos del grupo Omega cumplieron su promesa a María. (Juan Albornoz/SIPSE)
Compartir en Facebook Meridanos mantienen vivo el amor a la VirgenCompartir en Twiiter Meridanos mantienen vivo el amor a la Virgen

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Las familias y los jóvenes que forman parte de los 233 grupos de fieles que llegan al santuario guadalupano en San Cristóbal mantienen viva la tradición  y el amor a la Madre de Dios con la emoción y orgullo de ser meridanos.

En las jornadas es común ver desde bebés hasta personas de la tercera edad unidos por la fe a la Virgen Morena, como es el caso de la familia Hipó Canul, cuyos miembros llegaron a San Cristóbal con la “camiseta bien puesta” con la santa imagen en el pecho.

Martha Patricia Canul Martín y Ramón Fernando Hipó Ceballos participan desde que se casaron hace 17 años y continúan con la tradición, acompañados de sus dos hijas Galilea Yocelín y Alicia Inés, de 9 y 15 años, respectivamente.

Todos, vestidos con la figura de la Virgen, participan en las misas, novenas y agradecen las bendiciones del año.

Las niñas, a pesar de su edad, están convencidas de que este amor lo seguirán inculcando en sus familias para que la Madre de Dios siga bendiciendo sus vidas. Es un compromiso que han tomado desde ahora.

“Estamos acostumbrados a venir, más que una promesa es una acción de gracias. Seguimos con la tradición y siempre pedimos unión familiar, salud y que nos vaya bien en los estudios”, comentó Alicia Inés.

Por su parte, Manuel Roberto Gamboa Sansores representó este año a San Juan Diego, en el gremio de ex cordeleros de San Juan. Este joven expresó su orgullo y emoción por dar vida a este personaje tan querido por la comunidad católica.

“Tengo mucho que agradecer, más que nada la salud de mi abuela, que estuvo muy grave hace poco y tuvieron que operarla; entonces le pedí a la Virgen un milagro para que saliera bien y afortunadamente ahora  está completamente recuperada”, apuntó.

Guadalupe del Rosario Bautista, además de asistir a la festividad, se vistió este año como la Virgen de Guadalupe, haciendo honor a su nombre y pedir bendiciones para un año más de vida, salud, amor y fe para todas las familias.

Uno de los gremios más llamativos está conformado por jóvenes de grupos apostólicos, quienes llegaron en una peregrinación con música y estandartes con diferentes versiones de imágenes de la Virgen, unas en caricatura, en manta de plástico e impresas en tela.

“Damos gracias porque crece el número de compañeros que se integran a un apostolado eso es un signo de la fe y del acompañamiento de María. Somos marianos de corazón y pedimos su bendición continuemos avanzando”, comentó Abril Abán Heredia, coordinadora grupo apostólico Omega, el cual consta de 100 integrantes.

Ejemplo
  • Destaca en los grupos que llegan al templo de San Cristóbal niños vestidos como San Juan Diego y niñas como la Virgen de Guadalupe.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios