20 de Noviembre de 2018

Opinión QRoo

Ejemplo de éxito

Quintana Roo se consolidó como un importante destino deportivo a nivel nacional...

Compartir en Facebook Ejemplo de éxitoCompartir en Twiiter Ejemplo de éxito

Con una organización intachable y resultados tangibles Quintana Roo se consolidó como un importante destino deportivo a nivel nacional, así lo consideró el gobernador Carlos Joaquín González que se congratuló del brillo que logró la entidad al ser sede de la Olimpiada Nacional y Juvenil 2018.

No es cosa menor, pues si bien algunas ciudades del estado como Cozumel y Cancún tienen ya el estatus bien ganado de destinos deportivos, el reciente éxito obtenido como anfitrión de la Olimpiada confirmó que hay avances notables en infraestructura y cultura deportiva por el gran impulso que se le ha dado al tema en esta administración, aunque aún falta mucho por hacer.

“Es un orgullo tener a deportistas tan importantes y buenos, con una buena cosecha de medallas, pero sobre todo la presencia nacional de Quintana Roo como destino deportivo, donde se puede hacer deporte a gran nivel y recibir a todos los atletas”, destacó el mandatario sobre la experiencia de esta olimpiada nacional en tierras caribeñas.

No es la primera vez que el estado es sede nacional; en 2005 albergó la máxima justa deportiva del país, pero las cuentas entregadas no fueron tan buenas por la carencia de espacios dignos e infraestructura. Se aprendió mucho y en esta nueva oportunidad el estado lució ante los ojos de todo el país por las modernas instalaciones y los bellos escenarios naturales en los que se realizaron las competencias.

El Centro Estatal Deportivo de Alto Rendimiento (Cedar) que fue sede del patinaje de velocidad recibió muchos halagos de los atletas visitantes, así como el Poliforum Benito Juárez con la esgrima, la remodelada Alberca Olímpica de Cancún en natación y la Fosa de Clavados de Chetumal donde se realizó el nado sincronizado. Pero el más grande impacto positivo lo causó la trepidante competencia en aguas abiertas cuyo escenario fue la hermosa laguna de Bacalar.

El excelente trabajo logístico comandado por la Cojudeq colocó a Quintana Roo en los primeros planos y trajo una excelente derrama económica al sur del estado, que en los días de competencia registró un récord del 90 por ciento de ocupación hotelera, lo que apuntaló la idea de invertir en infraestructura para atraer torneos y eventos nacionales como punta de despegue económico de Chetumal y la zona sur.

Carlos Joaquín, con los números y detalles en la mano, afirmó que “vale mucho la pena trabajar en temas deportivos que nos ayudan siempre en todos los ámbitos del desarrollo del estado”, asumiendo el compromiso de impulsar la cultura deportiva en una acción de ganar-ganar para la sociedad quintanarroense. Que así sea.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios