21 de Septiembre de 2018

Yucatán

Manto acuífero de Mérida, cada día más contaminado

El aprovechamiento del agua de pozo sólo es para sistemas de riego; para abastecer a fraccionamientos se debe perforar hasta 20 metros.

Yucatán cuenta con la cuarta reserva hidrológica del país, aunque es proclive a la contaminación. (Milenio Novedades)
Yucatán cuenta con la cuarta reserva hidrológica del país, aunque es proclive a la contaminación. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Manto acuífero de Mérida, cada día más contaminadoCompartir en Twiiter Manto acuífero de Mérida, cada día más contaminado

Ana Hernández/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- La contaminación del primer manto de agua en Mérida ha avanzado a tal grado que ahora sólo permite que el aprovechamiento del líquido sea para sistemas de riego, mientras que de los pozos que se construyen para abastecer a fraccionamientos e incluso inmuebles particulares debe extraerse de entre 15 y 20 metros de profundidad.

“Además, como medida preventiva, dado el uso que tendrán, para consumo y las piscinas, a fin de evitar riesgos para la salud en la piel o por ingestión, esos pozos deben contar con un sistema de tratamiento y limpieza”, advirtió el director general del Organismo de Cuenca Península de Yucatán de la Conagua, Roberto Pinzón Álvarez. 

En entrevista, el funcionario señaló que la Península, y por ende Yucatán, tiene ventaja sobre otros lugares del país, por tener agua suficiente en el subsuelo.

Yucatán es la cuarta entidad con reserva hidrológica; pero la permeabilidad del terreno para acumular y cargar el manto, que ayuda a acumular agua, también lo convierte en una zona de fácil contaminación.

Recomiendan que la perforación de pozos que solicitan los particulares sea a mayor profundidad, porque la primera capa del manto freático está contaminada

Indicó que aunque se ha detectado contaminación de la primera capa del manto freático ubicada a ocho metros, no significa que esa situación sea un problema generalizado en la entidad o la ciudad; se toman las medidas por prevención, ante ello, se recomienda que la perforación de pozos que solicitan los particulares, según su uso, sea a mayor profundidad.

El funcionario, quien fue director general de la Junta de Agua Potable y Alcantarillado de Yucatán (Japay), indicó que incluso dentro de la ciudad y principalmente en las zonas habitacionales ubicadas en la periferia de Mérida, los nuevos núcleos habitacionales tienen sistemas independientes de tratamientos y desinfección de aguas residuales; los cuales quedan al cuidado de la Japay una vez que cumplen los requisitos de funcionamiento y operatividad.

Sobre los permisos que otorga la Conagua, indicó que “dependen del aprovechamiento que el usuario pretenda realizar, si es para beber se debe extraer de 15 a 20 metros, si es para jardinería puede utilizar el primer manto, el pago a esta dependencia federal es diferente al de la paraestatal. 

Indicó que la Japay en las zonas de extracción que tiene saca el agua a una profundidad de 40 a 42 metros, porque existe menos riesgo de contaminación a esa profundidad, incluso con el paso del tiempo.

En los sistemas de agua potable de la ciudad se extrae a 40 y 42 metros de profundidad porque es más difícil que se contamine hay menos posibilidades incluso al paso del tiempo. si el primer manto a ocho metros de profundidad ya tiene contaminación, no  se puede generalizar que todo el estado sea igualo en toda la ciudad.

Autónomos
  • En la zona residencial del Club de Golf La Ceiba, ubicada en la carretera Mérida-Progreso, se abastece de agua a través de un sistema autónomo; es privado porque así lo quisieron los usuarios, que  se organizaron y cobran como una cooperativa para tener ese sistema, pagan a la Conagua el aprovechamiento del vital líquido, no a la Japay.
  • “Hay varios fraccionamientos a los que no llega la red central del agua potable porque no están interconectados, pero tienen sus sistemas propios, los cuales se construyen bajo la supervisión de la Japay, como es el caso de Cocoyoles, Caucel, incluyendo Santa Fe, Tixcacal-Opichén, Girasoles y las Américas. Tienen sistemas de tratamiento y desinfección de aguas negras.
La extracción
  • En los sistemas de agua potable de Mérida se extrae el agua de entre 40 y 42 metros, ya que de esa forma es más difícil que se contamine.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios