21 de Septiembre de 2018

Yucatán

Prisión preventiva por un año, a supuestos asesinos de sacristán de Ucú

Al tercer cómplice solo se le colocó un localizador electrónico porque participó en el asalto, pero no en el crimen.

Compartir en Facebook Prisión preventiva por un año, a supuestos asesinos de sacristán de UcúCompartir en Twiiter Prisión preventiva por un año, a supuestos asesinos de sacristán de Ucú

Luis Fuente/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- Este lunes les fue dictada prisión preventiva a Alexis Geovanny M. H. (a) “Sucio” y Kenneth Alexander P. P, dos de los tres implicados en el asesinato del sacristán de Ucú, cometido este 16 de mayo.

Tras ser presentados ante el Juzgado Primero de Control, a ambos se les imputaron los delitos de homicidio, lesiones y robo a dos individuos acusados del asesinato del sacristán y sastre de Ucú, Wílberth P. N., de 64 años, por lo que se les decretó la prisión preventiva; mientras que al tercer implicado en este crimen,  Wilmart Mijahil G. D. (a) “chelo”, le colocaron un localizador electrónico porque sólo participó en el atraco, más no en el asesinato. Las medidas son por el lapso de un año.

Kenneth Alexander acaba de salir del Centro de Reinserción Social del Estado, debido a que sentenciado por robo con violencia el 25 de julio de 2012  -en el expediente 253/2012 del Juzgado Sexto Penal-, a cerca de cuatro años de prisión 

En la audiencia realizada en el Centro de Justicia Penal de Mérida, Suemy del Rosario Lizama Sánchez calificó de legal la detención y consideró que hay datos de prueba para imputar a Keneth Alexander y a Alexis Geovanny los delitos de homicidio, lesiones y robo calificados; mientras que a Wilmart Mijahil el ilícito de robo calificado.

Los tres implicados se reservaron el derecho de rendir sus declaraciones sobre los hechos que se les imputan y pidieron la duplicidad del término para la resolución de su situación jurídica.

La audiencia de la vinculación fue programada para las 10:00 horas para el próximo día 27.

Kenneth Alexander manifestó que estuvo privado de su libertad desde hace seis días y que en ese tiempo fue objeto de actos de tortura y otro manifestó haber sido lesionado. Ante las manifestaciones realizadas, la juez Lizama Sánchez ordenó a los fiscales aperturar las carpetas de investigación correspondiente por los hechos manifestados.

La Fiscalía General del Estado solicitó la medida cautelar de prisión preventiva para los tres acusados, pero el juez de control solo la concedió a los dos acusados de participar en el asesinato de Wilberth Pinto Novelo, mientras que el tercer cómplice que participó en el robo usará localizador electrónico.

El crimen

Como publicamos, el lunes 16 pasado el sacristán, agiotista y vendedor de clandestino, Wílberth P. N., fue asesinado de un batazo y estrangulado para robarle en su casa en Ucú, ubicada en la calle 21 entre 14 y 16 de esa población; su esposa Ada Lucía S. E. fue amarrada de pies y manos, pero unas horas después pudo liberarse y pedir ayuda, así como identificar a los victimarios.

Las investigaciones de la Fiscalía General del Estado llevó a la identificación de los autores de estos hechos, por lo que se integró la carpeta de investigación y se solicitaron las órdenes de aprehensión en contra de tres personas.

De acuerdo con la información proporcionada, en la madrugada del 16 pasado, estos tres individuos entraron a la casa de la pareja de ancianos y se encontraron primero con la señora Ada Lucía, a quien sometieron para amordazarla y atarla de pies y manos en una recámara.

Luego se dirigieron a la otra habitación, en dónde atacaron a Wilberth Pinto para someterlo y torturarlo para obligarlo a decir el lugar en el que estaba el dinero, pues esta persona se dedicaba al agio. 

Posteriormente se dieron a la fuga, aprovechando la obscuridad de la noche, llevándose 74 mil pesos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios