16 de Diciembre de 2017

Yucatán

Recala en Progreso tortuga con papiloma humano

En dos años, seis quelonios han sido detectados con la enfermedad; fueron entregados a la Uady para las investigaciones correspondientes.

Advierten a la ciudadanía no tocar a tortugas con este tipo de tumores ya que el virus es muy contagioso. (Manuel Pool/SIPSE)
Advierten a la ciudadanía no tocar a tortugas con este tipo de tumores ya que el virus es muy contagioso. (Manuel Pool/SIPSE)
Compartir en Facebook Recala en Progreso tortuga con papiloma humanoCompartir en Twiiter Recala en Progreso tortuga con papiloma humano

Manuel Pool/SIPSE
PROGESO, Yuc.- Un ejemplar juvenil de tortuga blanca recaló en playas del malecón. El quelonio, que llevaba ya dos días de muerto, presentaba debajo de las aletas, así como en la cabeza y la cloaca, una especie de “racimo de repollos” que, a decir del  jefe de carrera de Acuacultura Marina del Cetmar 17, Jorge Amendia Calderón, son tumores ocasionados por el contagio con el virus del papiloma humano.

El suceso fue reportado hacia las dos de la tarde de este viernes a la Dirección de Ecología del Municipio, cuyo director, Arturo Quezada Pech, acudió al lugar del hallazgo, ubicado a la altura de la calle 78, y al verificar que se trataba de una tortuga marina llamó al especialista del Cetmar 17, quien indicó que con éste, ya son seis los ejemplares de la misma especie que han recalado muertas en los últimos dos años, presentando el contagio.

“Las razones por las que esto sucede aún son un misterio que la ciencia debe esclarecer, ya que de todas las especies de tortuga marina que existen, sólo en las blancas se han reportado estas lesiones”, explicó.

Según el entrevistado, el ejemplar que midió 53 centímetros de largo y 48 de largo, será congelado mientras se avisa al Departamento de Biología Marina y Veterinaria de la UADY y a investigadores de Pronatura, para que hagan las necropsias o estudios patológicos

“Esta situación es una cuestión de salud, y desgraciadamente carecemos de recursos económicos para emprender una campaña para advertirle a la ciudadanía que, cuando vea uno de estos animales con este tipo de lesiones, se abstenga de tocarlo, ya que el síndrome es muy contagioso”, destacó.

Amendia Calderón, después de medir el tamaño del ejemplar, lo recogió en una bolsa de plástico, ayudado con los pies para no tocarla; de hecho, la cinta métrica no se recuperó para evitar cualquier posibilidad de contagio.

El entrevistado recordó que este año aparecieron tres tortugas blancas, durante las vacaciones de verano, mientras que en la temporada del año pasado recalaron otras dos.

“Cuando esto sucede no es conveniente enterrarlas en la arena, pues es mejor investigar para evitar el riesgo de contaminación de patologías”, puntualizó.

ra/dua

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios