22 de Enero de 2018

Yucatán

Rejuvenecen iglesias del Centro Histórico

Las características cambiantes de la feligresía plantean a la Arquidiócesis el reto de encontrar una nueva vocación a estos templos.

Las transformaciones dentro de la Iglesia de la Iglesia de Yucatán son palpables en todos los ámbitos. (Milenio Novedades)
Las transformaciones dentro de la Iglesia de la Iglesia de Yucatán son palpables en todos los ámbitos. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Rejuvenecen iglesias del Centro HistóricoCompartir en Twiiter Rejuvenecen iglesias del Centro Histórico

Jorge Euán/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- La Arquidiócesis de Yucatán se enfrenta a nuevos retos como exigencia de los tiempos actuales y los innovadores lineamientos pastorales del Papa Francisco, quien ha proclamado una Iglesia que va en busca de los fieles para presentar el rostro rejuvenecido de Cristo.

Las transformaciones dentro de la Iglesia de la Iglesia de Yucatán son palpables en todos los ámbitos, pues el actual Arzobispo de Yucatán, Gustavo Rodríguez Vega, ha mostrado una opción preferencial por los más desposeídos, por un impulso a la vida consagrada y fortalecer la fe, ahí donde se va apagando.

Este es el caso de las parroquias, capillas y rectorías del Centro Histórico de Mérida, donde las características cambiantes de la feligresía plantean a la Arquidiócesis el reto de encontrar una nueva vocación a estos templos y mantener encendida la antorcha de la Evangelización.

Al respecto, el titular del Decanato 1, el Pbro. Jorge Cervera Domani, quien además es rector de la Sagrada Familia y titular de la Pastoral Vocacional, comentó que si bien es cierto que la población es escasa en los barrios y suburbios que rodean a las iglesias del corazón de Mérida, también la situación demográfica del Centro Histórico plantea nuevos desafíos a la Iglesia.

“En la actualidad, la feligresía de los templos del centro de la ciudad tienen una vida diferente a las parroquias, donde participan activamente grupos apostólicos de jóvenes, adultos, personas de la tercera edad y catequistas. Estas iglesias conservan una arraigada tradición que ha pasado de generación en generación, de manera que hoy acuden los hijos o nietos de quienes en el pasado vivieron por estos rumbos y asistían a estos centros por los servicios espirituales”, comentó.

Manifestó que para la Arquidiócesis, la vida eclesial del Centro Histórico radica en una renovación de sus servicios, de manera que sea cada vez más especializados, así como de nuevas estrategias pastorales que mantengan la administración de los sacramentos.

Indicó que en estas iglesias no hay centros pastorales, a excepción de la parroquia de San Cristóbal, donde existe un proyecto de reactivar estos espacios, sino que se han convertido en templos con una vocación especial, donde se vive una espiritualidad basada en la liturgia y los sacramentos.

Precisó que los fieles que acuden a las iglesias del Centro Histórico en su mayoría no tienen sus domicilios en estas zonas, pero, por un cariño muy especial,  estas familias regresan con sus hijos, para participar en los sacramentos y de esta forma generan una particular forma de pertenencia eclesial.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios