20 de Octubre de 2018

Yucatán

Rescate impulsa la plusvalía de la zona erosionada

Invierten 47 millones de pesos en proyecto que considera la extracción en dos bancos de arena y la colocación ordenada de espolones.

Trabajadores cambian las barreras de contención de la erosión. (Milenio Novedades)
Trabajadores cambian las barreras de contención de la erosión. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Rescate impulsa la plusvalía de la zona erosionadaCompartir en Twiiter Rescate impulsa la plusvalía de la zona erosionada

Jesús Mejía/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- A buen ritmo avanza el rescate de las playas en un tramo de 6.4 kilómetros comprendidos entre Chuburná Puerto y Yucalpetén, donde se verterán unos 400 mil metros cúbicos de arena que se extraen de dos bancos autorizados por la Semarnat y los cuales se ubican frente al poniente del puerto de Progreso.

El proyecto, en el que se invierten 47 millones de pesos, de los cuales la mitad es aportada por el Gobierno Estatal, considera el retiro de los espolones que colocaron de manera irregular los propietarios de casas veraniegas.

Estos contenedores serán sustituidos por otros espolones de manera ordenada, a 50 metros de distancia entre cada uno y con 15 metros de largo, de los cuales cinco estarán sobre la arena y el resto dentro del agua, a fin de que no ocasione efectos diferentes en cuanto a la recolección del sedimento.

Además, explicó el director de planeación y políticas para la sustentabilidad de la Seduma, Roberto Vallejo Molina, se instalará a un kilómetro de distancia frente a las playas una línea de material geotextil de 960 metros, que colocada a menos 1.5 metros bajo la arena, servirá para aminorar la velocidad y fuerza con que pega el oleaje, lo que evitará que se “lave” la arena depositada, de la cual se espera se pierda por la dinámica natural un 10 por ciento del volumen colocado.

El resultado de estos trabajos será la obtención de un frente de playa en los predios de la zona de 30 metros de largo, cuando en la actualidad en algunos lugares como Chelem prácticamente no hay arena, y los bañistas tienen que sortear las rocas.

Mientras, en los puntos en los que hay más arena -una franja de entre 10 y 15 metros- se prevé que pronto, y en algunos lugares en un lapso de dos meses, se cuente con el doble de playa.

Los trabajos realizados, que contaron con el respaldo de instituciones de investigación, como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), con su personal del área de dinámica costera, el Cinvestav y una empresa consultora especializada en ingeniería costera, permitirán que en esta primera etapa unos 353 propietarios de viviendas ubicadas en la primera fila recuperen la plusvalía de sus inmuebles.

Estudios realizados al respecto señalan que por cada metro cuadrado de arena recuperado se obtiene un beneficio económico de unos 13 mil dólares.

Como se informó en días pasados, con la llegada de una excavadora con personal que se dio a la tarea de armar un tubo de 12 pulgadas de diámetro de unos 350 metros de largo, que servirá para extraer del lecho marino la arena a dragar, inició el proceso de rescate de playas para el tramo ubicado entre Chelem y Chuburná.

Inversiones
  • Algunos propietarios de casas se han negado a retirar los espolones, elaborados con madera y piedra o con bolsas rellenas de material, pues invirtieron para su instalación entre 15 y 20 mil pesos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios