16 de Diciembre de 2018

Yucatán

'La resurrección de Cristo es el centro de nuestra fe'

El Arzobispo de Yucatán, Mons. Emilio Berlie Belaunzarán, invita a vivir la experiencia del amor que todo lo renueva.

El Arzobispo de Yucatán, Mons. Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, durante la eucaristía en honor a la Resurrección de Cristo. (José Acosta/SIPSE)
El Arzobispo de Yucatán, Mons. Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, durante la eucaristía en honor a la Resurrección de Cristo. (José Acosta/SIPSE)
Compartir en Facebook 'La resurrección de Cristo es el centro de nuestra fe' Compartir en Twiiter 'La resurrección de Cristo es el centro de nuestra fe'

Cecilia Ricárdez /Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- “La resurrección de Cristo es la experiencia del amor que transforma”, expresó el Arzobispo de Yucatán, Mons. Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, durante el mensaje de la misa de Domingo de Resurrección en la que exhortó a los feligreses a vivir la transformación y ser testimonio de la fe con hechos. 

La ceremonia tuvo lugar en la iglesia de Cristo Resucitado. Concelebraron la ceremonia el párroco del templo, presbítero Oscar Cetina Vega, el vicario Chiristian Andrade Gutiérrez y el diácono Luis Cano Briceño.

El templo lució abarrotado de familias enteras y grupos apostólicos de la comunidad que se sumaron a la alegría de la Pascua y el agradecimiento por las bendiciones recibidas este año y oraron por la paz de México y una vida llena de fe y prosperidad.

“La conmemoración de la Resurrección es el centro de nuestra vida cristiana. Además es patrimonio único y exclusivo del cristianismo. La resurrección de Cristo es el centro de nuestra fe, porque todas las demás verdades de la doctrina cristiana se basan en ella: Si Cristo no resucitó, vana es nuestra fe”, explicó el arzobispo citando al libro de los Corintios.

Con una reflexión sobre la importancia de este episodio histórico, monseñor Berlie Belaunzarán destacó que este Domingo de Pascua se vive la experiencia de amor que transforma, porque se clarifica el valor de seguir los pasos de Jesús para actual como Él, que “pasó haciendo el bien”.

“Esa recuperación de la integralidad de Jesús es un profundo reto: Debo recuperar integralmente la armonía conmigo, con el hermano y con Dios. Esta reintegración deberá ser de transformación, superación y plenitud. ‘Sed perfectos…’ Esta renovación de vida comporta la oración, reflexión, meditación, contemplación: Entra dentro de ti y ahí encontrarás a Dios”, abundó. 

Recordó el llamado del papa Francisco, que en marzo pasado convocó a un Jubileo Extraordinario de la Misericordia, que comnzará el 8 de diciembre próximo y culminará el 20 de noviembre de 2016. Este evento comenzará desde Roma para la iglesia universal, con la apertura de la Puerta Santa en la Basílica Vaticana durante la Solemnidad de la Inmaculada Concepción, el 8 de diciembre. 

Un jubileo extraordinario, como es el caso de que proclamará el Santo Padre, se realiza en ocasión de un acontecimiento de particular importancia. En este contexto la urgencia de una sociedad de misericordia y paz. 

“Esta restauración, ‘restaurarlo todo en Cristo’,  hará que seamos personas comprometidas con la promoción integral de los seres humanos y con el trabajo por una sociedad mejor, fincados en la confianza en Él -que es victoria-, y como sembradores de esperanza. Esta respuesta en nuestras relaciones iluminadas por la Pascua debiera ser siempre de reaccionar amando”, concluyó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios