20 de Agosto de 2018

Yucatán

Brindarán ayuda a las víctimas de abuso físico

Especialistas de Hogares Maná enseñarán cómo rehabilitar a quienes han sufrido este tipo de violencia sin ahondar en un evento de este tipo.

Conductores e invitados del programa Salvemos una Vida. (SIPSE)
Conductores e invitados del programa Salvemos una Vida. (SIPSE)
Compartir en Facebook Brindarán ayuda a las víctimas de abuso físicoCompartir en Twiiter Brindarán ayuda a las víctimas de abuso físico

Coral Díaz/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- El abuso sexual es un tema que preocupa a la sociedad, por este motivo a partir del próximo viernes 19 la Fiscalía del Estado, la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Yucatán (Codhey), Salvemos una Vida, la Red Pro Yucatán y Hogares Maná a través de “Lazo para María”, darán un curso para entrenar a personas para rehabilitar a víctimas de este delito.

Durante la emisión del programa radiofónico Salvemos una Vida, que se transmite por el 100.1 de La Nueva Amor, bajo la conducción de Adela Canales y Jorge Barrera, el psicoterapeuta y presidente de Hogares Maná, Víctor Chan Martín, indicó que enseñarán de manera muy sencilla, a través de modelos de intervención terapéutica, cómo se puede rehabilitar a las víctimas de este delito sin escarbar la herida dolorosa de un evento de este tipo.

“Vamos a enseñar a sanar sin que tenga que tomarse la herida, como ponerle chile y limón otra vez, no. Será de una manera más narrativa y va participar el juez Luis Edwin Mugarte Guerrero, un hombre muy lúdico en su academia y estará enseñando cómo nosotros, los que trabajamos con víctimas en el nuevo sistema, podemos entrar a una audiencia para lo cual debemos tener una intervención profesional”, apuntó.

Problema y secuelas

Explicó que si bien el Estado tiene programas de atención no es lo mismo atender que rehabilitar, y lo importante para Lazo para María y Hogares Maná es que se empiece a usar la rehabilitación como una forma de sanar de raíz todas las secuelas que quedan en una víctima.

Como  son la anorexia, la bulimia, ideas suicidas, insomnios, el rechinar de los dientes al dormir, miedos nocturnos, una serie de secuelas que muchas veces son hasta más dolorosas que el mismo evento de abuso.

Este curso se llevará a cabo los días viernes y sábados a partir del 19 de septiembre, concluirá el 4 de octubre. Los viernes se realizará en un horario de 16 a 21 horas y los sábados de 8:30 a 13:30 horas. Son diez horas por cada fin de semana. La sede es la Universidad Tecnológica Metropolitana (UTM), ya que el director de esta casa de estudios, Ariel Aldecua, se ha sumado a “Lazo para María”.

El cupo es para 20 personas máximo y tiene una cuota de recuperación.  Las personas interesadas pueden hablar al teléfono 982-85-57 o escribir un mensaje inbox al perfil de Facebook Hogares Mana, AC. Chan Martín habló acerca de las secuelas emocionales que quedan en los menores después de un abuso.

“Yo uso el ejemplo de cuando un virus no se acaba, no se erradica, el virus no sigue sólo afectando al cuerpo de la persona, sino que puede contagiar a otras personas. Como el ébola, que está en las noticias últimamente”, refirió.

Rehabilitación, la clave

Mencionó que lo mismo pasa con los agresores cuando no se rehabilitan, ya que siguen sus conductas de violencia y entonces van sumando a sus comportamientos sexuales no sanos a sus víctimas.

Cuando la víctima tampoco se rehabilita, no es una regla, pero la gran mayoría de personas empiezan a vivir estas conductas y comportamientos, sobre todo con niños y niñas.

“Yo he atendido a niñas y niños que han sido abusados y que repiten estas conductas como una expresión de amor, porque quien abusó de ellos les dijo que lo que hacía era por amor, entonces la construcción del significado de amor para estos pequeños se repite porque piensan que eso es el amor”, apuntó.

De esta manera señaló que es importante reeducarles y enseñarles que amor no significa eso, no significa lastimar, nada que haga sentir al cuerpo y al espíritu desagradable, y los niños y las niñas aunque a veces no lo pueden explicar sí sienten.

Desde el momento que haya una conducta que no haga sentir bien al cuerpo, al espíritu, a las emociones, quiere decir que esa conducta hay que frenarla, pararla, entonces falta mucho a esa parte de rehabilitar a las víctimas.

Niños violentados

Adela Canales mencionó que los niños son los más afectados, violentados, abusados, algo se tiene que hacer para acabar con esa forma de pensar de lastimar a un niño por una satisfacción.

Dijo que se tiene que analizar qué está pasando con la salud mental de los adultos, porque la ciudadanía viviría mejor sin cosas desagradables, además sabemos que donde hay menos asaltos, agresividad, pleitos hay más suicidios.

“Esta semana estoy hablando de que en tres días ha habido cuatro suicidios, entonces qué es la salud mental en el adulto, tomando en cuenta que captamos y vemos que hay más agresividad hacia los niños, a la población vulnerable. Esto es un foco rojo que debemos tomar en cuenta en que tenemos cifras cada vez más altas en suicidios, agresiones a niños, violaciones a los adultos mayores, un círculo vicioso muy preocupante”, refirió.

El psicoterapeuta agregó que la población vulnerable, incluidos los animales, están siendo abusados por depredadores, se tiene que recuperar a la familia.

Indicó que una estrategia muy grande es empezar a amarse más, de forma que si al interior de la casa, del hogar, de las familias se genera más amor y  sus integrantes se entienden más habrá menos  situaciones tristes.

“Estoy seguro que si no van a desaparecer, sí van a disminuir en un porcentaje grandísimo y lo que estamos buscando es que el Estado sea una entidad y una ciudad de paz, de armonía, donde podamos conservar lo que nos ha caracterizado en el país y el mundo, ser un lugar seguro, cordial, amable”, subrayó.

Presentación de libro

En otro bloque del programa estuvo presente Teresa Ramayo Lanz para promocionar el libro de su autoría “Política, economía chiclera, Quintana Roo 1917- 1940”. 

Se indicó que esta fue una tesis doctoral y como muchas veces se quedan ahí, nunca pasan de eso, pero al no haber mucho sobre Quintana Roo, tuvo la oportunidad de estar ahí, conocer a mucha gente que fue entrevistada sobre los chicleros.

“Porque cuando yo inicié esto estaba en boga la visión de un maestro sobre la historia de México, que refería que era diversa. Lo que pasa es que no conocemos las partes y involucrándome en eso me fui a Quintana Roo y todo tenía que ser en el marco de la producción mexicana, sorprendentemente la mayoría de la información estaba en la Ciudad de México”, anotó.

Finalmente intentó publicar el libro en varias ocasiones, hasta que lo consiguió, “un documento muy profundo y que se realizó con mucha pasión”, concluyó. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios