11 de Diciembre de 2017

Yucatán

Buscan recuperar piezas de Ciudadela

Gestionan el regreso a Mérida de los 11 mil artefactos resguardados en Florida y que pertenecen a la fortaleza.

La historiadora estadounidense Rhianna C. Rogers es quien se encuentra gestionado el regreso a Mérida de los artefactos de la Ciudadela de San Benito que se encuentran en Florida. (Milenio Novedades)
La historiadora estadounidense Rhianna C. Rogers es quien se encuentra gestionado el regreso a Mérida de los artefactos de la Ciudadela de San Benito que se encuentran en Florida. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Buscan recuperar piezas de CiudadelaCompartir en Twiiter Buscan recuperar piezas de Ciudadela

Joel González/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Una nueva luz de esperanza aparece para la desaparecida Ciudadela de San Benito, la cual podría ver en el corto plazo instaurado un museo que le rinda tributo.

Esto gracias a los descubrimientos recientes de la historiadora estadounidense Rhianna C. Rogers, quien gestiona el regreso a Mérida de los 11 mil artefactos resguardados en la Universidad de Gainesville, Florida, Estados Unidos, y que pertenecen a la mencionada fortaleza.

La antropóloga, arqueóloga e historiadora especializada en Mesoamérica y culturas nativas de los Estados Unidos, recientemente presentó su libro “From Ichcanzihoo to Mérida: documenting cultural transition trough Contact Archaeology in Tihoo, Mérida, Yucatán (De Ichcaansihó a Mérida: Documentación a través del Contacto Arqueológico con la transición cultural en Tihoo, Mérida Yucatán)”, en el que da a conocer la clasificación y dataciones de las diferentes piezas que estudió como tesis de su doctorado en la citada universidad.

En esa edición destacan las referencias bibliográficas que hace del libro: Historia y vestigio de la Ciudadela de San Benito, de Raúl Alcalá Erosa, con quien estableció un vínculo de investigación que complementa y certifica los hallazgos realizados por el investigador a lo largo de 30 años.

Como resultado de esa colaboración, hace unos días Rhianna C. Rogers visitó Mérida y al ser entrevistada al respecto comentó ser admiradora del trabajo del investigador John Mann Goggin, importante arqueólogo estadounidense patrocinado por la Fundación Carnegie, quien realizó las primeras excavaciones en el Centro Histórico meridano que aportaron las primeras evidencias de la existencia de la desaparecida Ciudadela.

La investigadora añadió que los descubrimientos se registraron en una colección de mil piezas sin ser estudiadas ni clasificadas en la Universidad de Gainesville, donde Goggin fue catedrático hasta sus últimos días de vida en 1963; por tal motivo -comentó- se trasladó a Florida para continuar con la labor que dejó inconclusa el arqueólogo.

Relató que cuando se le permitió el acceso a la colección, ésta era mucho más grande de lo que los registros indicaban.

“Son más de 20 mil artefactos y yo sólo estudié para mi libro 11 mil”; declaró Rogers, quien clasificó las piezas en dos grupos, orgánicos e inorgánicos, subdivididos en de origen animal y vegetal; y de materiales en bruto y modificados; y les realizó análisis que le permitieron fecharlas.

Sobre la manera en que estos artefactos salieron del país, dijo desconocer el tema; pero consideró que a raíz del pago que la Fundación Carnegie realizó al piloto Charles Lindbergh para realizar fotografías aéreas de Mérida, tiene la teoría que esa organización, con sus influencias, fue la responsable del traslado de las piezas, sin que Goggin pudiera intervenir.

Por contraparte declaró que “existe la posibilidad de que este patrimonio ya fechado y clasificado regrese a su lugar de origen para ser resguardado”.

Añadió que el trabajo que realizó con las muestras representaría un gran ahorro económico para el INAH, que sólo requeriría de un espacio para preservarlo.

“Esto daría origen al Museo de Sitio de la Ciudadela de San Benito”, afirmó la especialista, quien mencionó que gestionará el regreso a Yucatán de la colección y el apoyo al museo, ya que ambas son parte del compromiso que estableció con el investigador yucateco, lo que alienta la viabilidad del proyecto.

Plan para museo de sitio San Benito

Para reforzar el acervo cultural e histórico de la entidad, fue presentado en un simposio internacional el proyecto Museo de Sitio de la Ciudadela de San Benito, desarrollado por Raúl Alcalá Erosa, quien afirma la viabilidad de la obra si se suma las voluntades de las autoridades.

Este recinto se prevé tenga lugar en el predio ubicado frente al Museo de la Ciudad, al otro lado de lo que fue el Paseo de las Bonitas, hoy Calle Ancha del Bazar; este edificio, cuyos portales fueron recientemente remodelados, fue elegido porque en sus patios interiores se conserva el remanente arquitectónico de la muralla que da fe de la existencia de la Ciudadela, según el proyecto de Raúl Alcalá Erosa.

El edificio, que data del siglo XIX, actualmente es ocupado por locales comerciales y consta de dos plantas de geometría rectangular de 30 metros de frente y 20 de fondo, estructurado por muros de mampostería, techumbre de losas de mortero y vigas empotradas en los muero.

También cuenta con  puertas y ventanas de madera y poese un traspatio que permite la ventilación e iluminación natural, informó el investigador, quien añadió que la museografía será una historia secuencial de los períodos: Precolombino, de la Conquista, colonial, siglo XIX, contemporáneo y actual.

El también arqueólogo dijo que los propietarios del inmueble apoyan la obra y se encuentran en la disposición del edificio para que albergar el citado museo, lo cual requeriría de una inversión de cuatro millones, cantidad que podría elevarse en caso de realizarse la compra-venta.

Para finalizar, Alcalá Erosa destacó que en la parte trasera es donde la obra adquirirá relevancia, al descubrirse el fragmento de muralla que se preservará con un vidrio protector, al igual que  los pisos, que serán cubiertos por una capa plástica transparente en zonas que permita apreciar las excavaciones realizadas y los contendidos que guardan.

También anunció que para el próximo mes estará disponible en internet un recorrido virtual del museo; sin embargo, ni los 30 años invertidos, ni los vestigios y ni el proyecto dejarán de ser un patrimonio perdido sin la participación real de las autoridades.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios