21 de Octubre de 2018

Yucatán

Reemplazan la cirugía de corazón abierto en HRAE

La recuperación del paciente después de una operación de esta índole, cambia de 15 días de reposo a unas horas para salir del hospital.

Especialistas médicos destacan que los pacientes tengan la opción del cateterismo cardiaco en lugar de una cirugía mayor. Imagen del seguimiento de una operación en el HRAE. (Milenio Novedades)
Especialistas médicos destacan que los pacientes tengan la opción del cateterismo cardiaco en lugar de una cirugía mayor. Imagen del seguimiento de una operación en el HRAE. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Reemplazan la cirugía de corazón abierto en HRAECompartir en Twiiter Reemplazan la cirugía de corazón abierto en HRAE

Cecilia Silveira/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Dos pacientes del área de cardiología pediátrica, de cinco y siete años, fueron intervenidos ayer en el Hospital Regional de Alta Especialidad (HRAE), con un cierre de comunicación Interauricular con dispositivo oclusor, operación que reemplaza a la cirugía de corazón abierto.

Cabe indicar que las cardiopatías congénitas ocupan el primer lugar en los casos que atiende el hospital, de ahí la importancia de esta operación, pues antes el único procedimiento para remediar este tipo de padecimientos era la cirugía a corazón abierto.

“Ahora se tiene la opción del cateterismo cardiaco”, señaló Johan Johnson Herrera, cardiólogo pediatra intervencionista del HRAE.

Indicó que el hospital cuenta con la infraestructura y el personal adecuado para llevar a cabo este tipo de procedimiento de tercer nivel, “antes se tenía que mandar a los pacientes con estos padecimientos a la Ciudad de México, hoy se les atiende en Mérida”.

Explicó que este cierre de conducto interatrial consiste en cerrar un orificio que se encuentra entre el atrio derecho y el izquierdo del corazón, “y en el caso de que el espacio sea muy grande se coloca una malla para tal fin”.

Mencionó que este procedimiento dura entre una hora y media, máximo dos para realizarse, y que el paciente, en este caso los niños, “a las pocas horas ya están sentados en sus camas comiendo y hablando, y son dados de alta del hospital en ocasiones el mismo día; cuando antes cuando se les realizaba la cirugía a corazón abierto llegaban a estar en cama hasta 15 días”.

Destacó que los pacientes que son sometidos a esta operación tienen una recuperación total y pueden llevar una vida normal. “Su esperanza de vida se eleva”, dijo.

Por su parte, José Cauicha Segovia, cardiólogo pediatra del HRAE, y quien tuvo a su cargo las operaciones, indicó que “la consigna es terminar 2015 con 45 niños con diferentes cardiopatías, intervenidos con apoyo del Seguro Popular, ya sea por medio de cirugía o de cateterismo, y con estos dos completaríamos la cantidad”.

Subrayó que la gran parte de estos niños vienen de estados como Campeche y Quintana Roo, así como del interior del Estado, como en el caso de Giovanni Antonio P. C., pequeño de ocho años, que fue el primero en ser intervenido ayer, y que llegó desde San Francisco, comisaría de Tinum, municipio ubicado al oriente de la entidad. 

Con nervios
  • La madre del niño Giovanni, María S. C. B., dijo sentirse un poco nerviosa, pero contenta de que su hijo fuera a ser intervenido por medio de cateterismo y no de cirugía.
  • María señaló que el pequeño consulta desde hace tres años por dicha afectación.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios