17 de Julio de 2018

Yucatán

Emprende con creatividad personalizada

Marifer Pacheco Rodríguez encabeza una empresa de diseño gráfico con una innovadora propuesta.

"No tengan miedo de emprender y déjense orientar. Si están estudiando acérquense a sus maestros y a las incubadoras, son importantes para aterrizarlar las ideas”, aseguró Marifer Pacheco Rodríguez. (Milenio Novedades)
"No tengan miedo de emprender y déjense orientar. Si están estudiando acérquense a sus maestros y a las incubadoras, son importantes para aterrizarlar las ideas”, aseguró Marifer Pacheco Rodríguez. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Emprende con creatividad personalizadaCompartir en Twiiter Emprende con creatividad personalizada

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Marifer Pacheco Rodríguez, con apenas 21 años, lidera su empresa de diseño gráfico pesonalizado, el cual comenzó de manera amateur a los 17 años durante su etapa de estudiante de preparatoria, al tiempo que se desempeñaba en uno de sus primeros empleos.

Ahora, cuatro años después, ha consolidado su estilo y se está formando en la licenciatura en Diseño Gráfico Digital en la Universidad del Sur, en donde sigue enriqueciendo su formación como emprendedora en la  incubadora de esa casa de estudios, Incusur.

Debido a la factibilidad de su proyecto “Bombín”, fue una de las seleccionadas del programa Emprender Escuelas 2014 de la Secretaría de la Juventud de  Yucatán, a través del cual recibió un recurso que ayudó a impulsar su negocio.

¿Cómo fue tu proceso para capitalizar tu talento creativo en un negocio?

Cuando estaba en la preparatoria estaban de moda las playeras con diseños interesantes, entonces se me ocurrió hacer gráficos propios y vender playeras, en aquel entonces trabajaba por las tardes, así que mis compañeros fueron los primeros en conocer mi propuesta y mis primeros clientes. 

Luego de las playeras pasé a otros artículos hasta que detecté una buena oportunidad en los productos personalizados, y después de hacerlo por gusto, como un hobby, entré a estudiar la carrera y fundé Mafersin Bombín, porque era el nombre de usuario que tenía en mis redes, luego lo cambié a Bombín.

¿Cómo resolviste el tema del dinero para emprender?

En un inicio mis padres me ayudaron y además me apoyé del sueldo del trabajo, luego de lo que se vendía invertía. Lo principal ya lo tenía, mi computadora, el conocimiento de los programas para diseñar y la creatividad para trabajar.

También apliqué a una convocatoria de Emprender Escuelas 2014 de la Secretaría de la Juventud de Yucatán (Sejuve) y me dieron un apoyo de 10 mil pesos que utilicé para comprar una máquina cortadora para el negocio. 

¿Cómo te asesoras para tener las mejores prácticas en tu empresa?

La incubadora de la Universidad del Sur (Incusur), allí me asesoraron para reforzar mis áreas administrativas,  hacer un plan de negocios, de marketing, mejorar el logo y el nombre, definir los servicios, segmentar el mercado, en fin, han sido de  gran ayuda, porque uno puede tener todas las ganas del mundo para emprender pero se necesita una dirección, un guía.  

Con este apoyo también pude hacer mis trámites para darme de alta de manera correcta y estar en el marco de las obligaciones fiscales que debe tener una empresa.  

¿Qué significó para ti comenzar tan joven en el mercado del diseño?

Me veían muy joven; sin embargo, los clientes me confiaron sus proyectos, mi prioridad son ellos y me concentro en su satisfacción, cuando saben lo que quieren cumplo sus expectativas y cuando no saben exactamente lo que requieren les doy propuestas con base en una previa entrevista en la que les pregunto sobre sus gustos, para darles diseños que sé que les van a gustar.

¿Cuál consideras que es tu ventaja competitiva?

Que el trabajo personalizado realmente lo es, busco que cada producto sea especial para el cliente y para quienes lo van a obsequiar, que tenga detalles originales y estén contentos con los diseños. Todo el tiempo estoy investigando sobre las tendencias del diseño y me capacito para ofrecer el mejor servicio, ofrecemos variedad y estamos innovado en los artículos. También pongo mucha atención en lo que desean los clientes, escucho sus necesidades y a partir de eso, les propongo. 

¿Cuáles crees que son las lecciones más importantes que has aprendido como emprendedora?

Son muchas, entre ellas aprendí a darme cuenta que puedo estudiar, trabajar y tener mi negocio al mismo tiempo si me organizo. Sin embargo, hace poco con la creciente demanda que tenía en la empresa, dejé mi empleo, sólo continúo con la universidad  y me dedico a Bombín.

Hay que hacer lo que puedes con lo que tienes, administrar tu tiempo, dinero y sacrificar lo inmediato para obtener resultados. Aprendí a trabajar en equipo porque uno no puede hacerlo todo, hay que delegar y confiar. 

¿Qué consejos podrías compartir con tus contemporáneos?

Que no tengan miedo de emprender y se dejen orientar. Si están estudiando acérquense a sus maestros y  a las incubadoras, son importantes para clarificar sus ideas, aterrizarlas y hacerlas viables, porque tener ganas no es suficiente.

Proceso y evolución
  • “Luego de las playeras pasé a otros artículos hasta que detecté una buena oportunidad en los productos personalizados, y después de hacerlo por gusto, como un hobby, entré a estudiar la carrera y fundé Mafersin Bombín, porque era el nombre de usuario que tenía en mis redes, luego lo cambié a Bombín.”

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios