19 de Febrero de 2018

Yucatán

Pionero de la psicología 'vence al tiempo, con amor'

Elías Góngora Coronado lleva 41 años de estudio de la mente humana, en Yucatán.

El mayor reconocimiento para Elías Góngora es el que le brindan sus alumnos a diario, y haber formado generaciones de profesionales que ahora forman a otros profesionales. (Foto: Amícar Rodriguez)
El mayor reconocimiento para Elías Góngora es el que le brindan sus alumnos a diario, y haber formado generaciones de profesionales que ahora forman a otros profesionales. (Foto: Amícar Rodriguez)
Compartir en Facebook Pionero de la psicología 'vence al tiempo, con amor'Compartir en Twiiter Pionero de la psicología 'vence al tiempo, con amor'

Cecilia Ricárdez/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- Observador y estudioso de las dimensiones del ser humano y preocupado por formar generaciones de profesionales con una visión amplia del trabajo psicológico, el doctor Elías Góngora Coronado celebra 41 años de trayectoria enfocada a la educación, un proyecto de vida que le regala satisfacciones a diario y con la que ha dejado huella en la comunidad estudiantil y profesional.

Perteneció a la primera generación de estudiantes de la carrera de psicología de la Universidad de Yucatán, donde se inició en la docencia y tuvo el cargo de la dirección en esta escuela, durante la transición para convertirse en Universidad Autónoma de Yucatán y fundarse oficialmente la Facultad de Psicología con el programa de posgrados.

A pesar de los cargos administrativos, su labor constante es frente a grupo, sin olvidar su formación. En el marco de alcanzar su grado de doctorado en psicología notó como los enfoques sobre esta disciplina se ampliaban y al nivel mundial tomaba fuerza el tema de la psicología positiva. 

Para sumar a Yucatán a esta dinámica mundial, en 2008 organizó en Mérida el Primer Coloquio de Psicología Positiva en la que participó uno de los padres de esta corriente, Mihaly Csikszentmihalyi, ese mismo año se implementó como materia en la Facultad de Psicología y desde entonces se abrieron cursos relacionados.

Es investigador y miembro de diversas organizaciones nacionales e internacional,  cuenta con distinciones de instituciones de educativas y de investigación, pero admite que el mayor reconocimiento es el que le brindan sus alumnos y la satisfacción de formar generaciones de profesionales.

En este camino, parte fundamental es su familia. Casado con Olga María Márquez Monsreal, desde 1979, ella también psicóloga, con quien procreó tres hIjas y son abuelos de dos nietos.

Vocación y espiritualidad  

“Realmente la vida me fue llevando”, comentó el Dr. Elías Góngora Coronado, al recordar que en su adolescencia su primera ventana hacia la vocación fue el Seminario, allí estudió durante cinco años, aprendió el valor de la disciplina, el deporte, la espiritualidad y el servicio, pero tenía la inquietud de formarse en otras manera de enseñar.

En ese camino, pensó en la medicina para estudiar psiquiatría porque en Mérida no existía la carrera de psicología, y en una afortunada cadena de consecuencias, al terminar sus estudios medios superiores, se enteró sobre la apertura de la escuela de Psicología en la Universidad de Yucatán, bajo la dirección de Víctor Castillo  Vales, y se integró para formar parte de la primera generación en 1972.  

Feliz por estudiar lo que eligió, sobresalió en su grupo y fue elegido para ser tutor, de esta manera inició su travesía por la docencia y confirmó su anhelo de enseñar.

“Es una carrera acompañada de mucho amor, coincidencias, porque allí conocí a mi esposa, me estrené como papá, ahora soy abuelo, sigo dando clases y he crecido mucho, me siento pleno”, recordó.

En 1981, tras un ciclo cumplido por Castillo Vales, el Dr. Elías Góngora fue propuesto como director y enfrentó la autonomía de la universidad, así como la fundación de la Facultad de Psicología, gracias al programa de postgrados que se implementó en ese momento.

Impulsor Psicología Positiva 

A pesar de sus ocupaciones administrativas, dividía sus compromisos con las clases y también fomentaba su propia formación. Estudió la especialidad de Psicología Educativa y posteriormente alcanzó su grado de doctorado en la especialidad de Psicología Social y Personalidad, por la Universidad Nacional Autónoma de México.

“En el momento del doctorado, observé que la psicología estaba ampliando sus enfoques, no solo ponían la atención en el aspecto patológico y que coincidían lo que yo pensaba, y era la psicología positiva. A partir de ese momento mi línea de investigación va en ese sentido.  Comenzamos a trabajar en el concepto del enfrentamiento positivo de la vida, que es lo que la enriquece”, abundó.

“Fernando Savater dice que la tarea más humana de toda las áreas humanas es la tarea de educar, porque formamos seres humanos para ser profesionales, no solo profesionales sin tomar en cuenta que son seres humanos. Mientras mejores personas seamos, mejores profesionales somos”, reflexionó.

Con esta visión, organizó en 2008 un encuentro con exponentes de alto nivel y propuso la inclusión de la materia psicología positiva en el programa académico de la licenciatura. Actualmente, junto con la facultad, están estudiando la posibilidad de abrir diplomados al respecto que pudieran enfilarse a una eventual apertura de una maestría en la materia.

Me siento realizado, porque me encanta formar, educar, ayudar, compartir mi vida con las personas, los alumnos. La psicología me apasiona, porque es interesante y siento que cada día para mí es diferente. Como dice  Blas Pascal, el amor verdadero vence al tiempo, porque vuelve a nacer, porque cuando uno hace lo que realmente ama, la rutina no tiene cabida”, abundó al hacer un balance de su labor, con la cual ha logrado una armonía de la psicología y la filosofía.

TRAYECTORIA

  • Fue director de la Facultad de Psicología durante 8 años
  • Fue Coordinador de la maestría de Psicología del Deporte.
  • Introdujo la materia de Psicología Positiva.
  • Es investigador de la Uady.
  • Pertenece a la Asociación Mexicana de Psicología. 
  • Asociación Mexicana de Psicología del Deporte.
  • Sociedad Interamericana de Psicología Positiva. 
  • Reconocimiento del IDEY y de la Uady por su aportación en cuestiones de psicología de deporte.
  • Reconocimiento de la Conacyt como miembro del Sistema Nacional de Investigadres. 
  • Reconocimiento  “Perfil Prodep” por el Programa para el Desarrollo Profesional Docente, para el tipo superior (PRODEP).

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios