15 de Diciembre de 2018

Policía

Hermana pide justicia para conocido fotógrafo asesinado en Yucatán

Este martes se llevará a cabo la última parte de los alegatos de clausura de este juicio.

Claudia Méndez Contreras, quien pide todo el peso de la ley contra el presunto asesino de su familiar.
Claudia Méndez Contreras, quien pide todo el peso de la ley contra el presunto asesino de su familiar.
Compartir en Facebook Hermana pide justicia para conocido fotógrafo asesinado en YucatánCompartir en Twiiter Hermana pide justicia para conocido fotógrafo asesinado en Yucatán

Luis Fuente/Milenio Novedades 
MÉRIDA, YUC.- “Este tipo está enfermo mentalmente, es un psicópata, pues descuartizó el cadáver de mi hermano y pasó tres días con él mientras pensaba la manera de deshacerse del cuerpo desmembrado en siete pedazos, una persona así es un peligro para la sociedad”, aseveró Claudia Méndez Contreras, media hermana del joven fotógrafo asesinado Luis Abraham González Contreras, quien pide todo el peso de la ley para Alejandro L. G. 

Este martes se llevará a cabo la última parte de los alegatos de clausura de este juicio, que inició el pasado 15 de octubre, los cuales arrancaron el lunes 12, pues la defensa del acusado solicitó una prórroga de seis días, bajo el argumento de que los fiscales agregaron la agravante de traición al delito de homicidio calificado. El Tribunal Primero de Juicio Oral accedió a la petición y fijó para este martes la continuación de la diligencia. 

La víctima Abraham González.

No hay duda de que es el presunto asesino de mi hermano, continuó Méndez Contreras, de modo que espero que los jueces que llevan el caso apliquen todo el rigor de la ley e impongan una severa sanción a este individuo que actuó con alevosía y traición. 

Durante el caso, los integrantes del tribunal: Fabiola Rodríguez Zurita, Desiderio Pool Cab y Danila Dzul Tec, llevaron el desahogo de 75 pruebas ofrecidas tanto por fiscales, el asesor jurídico de la víctima indirecta y la defensa del acusado; las diligencias culminaron el 9 de noviembre. 

En entrevista con MILENIO NOVEDADES, Claudia Méndez Contreras insistió que en el desahogo de pruebas quedó demostrada la presunta responsabilidad de Alejandro L. G. (a) “Taquito” en el asesinato de su medio hermano. 

Indicó que los fiscales demostraron que el crimen ocurrió el 19 de diciembre del 2017 en la casa que ocupaban en la colonia Jardines del Norte, cuando tuvieron un altercado y el instructor de boxeo golpeó con un marro en la cabeza al fotógrafo, ocasionándole lesiones que le quitaron la vida. 

Luego arrastró el cuerpo hasta el baño, donde lo destazó en siete pedazos que metió en pitas y bolsas negras, y los mantuvo en ese lugar durante tres días hasta que fue a tirarlos a un basurero clandestino en Chelem y les arrojó alcohol para quemarlos. Los restos fueron encontrados el 28 de diciembre. 

La entrevistada señaló que durante el juicio los fiscales presentaron a los vendedores de la tienda de materiales de construcción en la que el acusado compró las pitas y dos sacos de cal, quienes lo identificaron debido que les llamó la atención el número de bolsas y su insistencia en la cantidad de cal que necesitaba para ocultar el cadáver de un perro grande.

El presunto asesino Alejandro L. G., calificado por la media hermana de la víctima como "un psicópata.

 También, se presentó una empleada de la farmacia en la que el acusado compró cinco botellas grandes de alcohol, y lo que llamó su atención fue que éste le dijo que necesitaba grandes cantidades “porque iba a preparar carne asada”. 

En la casa de Jardines del Norte se hallaron parte de las pitas, los sacos de cal y el marro con el que el fotógrafo de sociales fue golpeado y asesinado. 

De igual manera comparecieron vecinos, quienes aseguraron que vieron a “Taquito”, que estaba en los días previos, durante y posteriores a la fecha en la que Luis Abraham fue asesinado.

La acusación es por el delito de homicidio calificado, pero le agregaron la agravante de traición, pues el acusado y la víctima eran amigos, por lo que el segundo le tenía confianza por la amistad llevaban, y residían en el mismo domicilio en la colonia Jardines del Norte. 

Luego de la audiencia de clausura, el Tribunal tiene 24 horas para emitir el fallo, y si es en sentido condenatorio dará a conocer las sanciones que impondrá.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios