20 de Septiembre de 2018

Yucatán

Suicidio, una de las secuelas del aborto

El trauma después de tomar esta decisión es desde físico hasta psicológico; en casos graves la mujeres se quitan la vida.

El aborto es un trance traumático para la mujer muy difícil de superar. Imagen de contexto de una joven sentada en la cama de un cuarto de operaciones. (Milenio Novedades)
El aborto es un trance traumático para la mujer muy difícil de superar. Imagen de contexto de una joven sentada en la cama de un cuarto de operaciones. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Suicidio, una de las secuelas del abortoCompartir en Twiiter Suicidio, una de las secuelas del aborto

William Sierra/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- Está comprobado de manera científica que aquellas personas que se someten a un aborto sufren secuelas de por vida, un trauma desde índole físico hasta psicológico, incluso en algunos casos graves las puede orillar al suicidio, advirtió Margarita Buenfil Guillermo, presidenta del Consejo Directivo de Ayuda a la Mujer Embarazada (AME).

Licenciada en humanidades y filosofía, y con maestría en Bioética, menciona que habrá personas que digan aborta y todo está resuelto, cuando la realidad es completamente otra, y “no estamos hablando de que una cuestión de religión de que sí es pecado o no”.

Entre los traumas más comunes que sufren las que se inducen a un aborto mencionó ansiedad, depresión, baja autoestima, pesadillas, trastornos alimenticios, disfunciones sexuales, problemas en el vínculo madre-hijo en futuras maternidades, estrés post-traumático, entre otras.

“Cuando se sufren estos casos es necesario buscar ayuda psicológica o psiquiátrica, pues todo esto puede llevar al consumo de drogas, alcohol, e incluso podría hasta atender en contra de su propia vida”, enfatiza.

Margarita Buenfil mencionó que una mujer difícilmente podrá olvidar la pérdida de un hijo, sea en un aborto espontáneo o en uno provocado. De hecho, muchas mujeres tratan de bloquear el recuerdo de ese hecho, pero años más tarde,  ese recuerdo se hace presente de nuevo.

“Les llega a la mente esa pérdida, sobre todo en cada aniversario del posible nacimiento del hijo, de la fecha del aborto, se preguntan cómo sería ahora”, dijo.

“A veces igual suele tratar de justificarlo diciendo que no tenía otra opción, que no podía hacer otra cosa, pero ese pensamiento vuelve”, añadió.

La profesional menciona que igual sufre depresión intensa con sentimiento de culpabilidad, se pierde el interés por todo, incluso hasta por las cosas que le eran importantes.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios