18 de Septiembre de 2018

Yucatán

Proponen hacer dinero con deshechos de tetra brik

Las “planchas” se realizan con una combinación de polímeros de diferente procedencia y obtienen láminas “plastificadas” con pulidos diversos.

Uno de los productos realizados con los deshechos de tetra brik. (Milenio Novedades)
Uno de los productos realizados con los deshechos de tetra brik. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Proponen hacer dinero con deshechos de <i>tetra brik</i>Compartir en Twiiter Proponen hacer dinero con deshechos de <i>tetra brik</i>

Ana Hernández/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Estudiantes de licenciatura que realizan sus trabajos de tesis en el Centro de Investigaciones Científicas de Yucatán desarrollaron una atractiva propuesta para el aprovechamiento de los envases tetra brik de desecho procedente del consumo de bebidas refrigeradas, reveló Gonzalo Carrillo, especialista del CICY.

Para elaborar sus “planchas” utilizan una combinación de polímeros de diferente procedencia.

Para ello mezclan recipientes de envases de yogurts y tetra brik, lo cual permite obtener planchas “plastificadas” del grosor que determinen, incluso con acabados pulidos diversos: unos parecen piedras y otros con colores contrastantes.

La idea surgió como apoyo a la tesis de Iván Misael Cruz Martín, alumno del Instituto Tecnológico Superior de Motul, y de Jesús Alberto Caamal Canché, del Instituto Tecnológico Superior del Sur del Estado de Yucatán; en la investigación se ha establecido que dichos materiales sometidos a condiciones específicas de acondicionamiento y procesamiento para su laminado, fundiendo las partículas de diferentes colores y texturas, generan patrones irrepetibles.

Estos paneles generados son combinados para crear arreglos decorativos en muebles, obteniendo como resultado artículos atractivos que se espera guste a las familias que quieran tener uno con detalles innovadores y de baja huella de carbón, por ser de procedencia del reciclaje de un desecho con poco o nulo interés en su aprovechamiento.

Los intentos por implementar la comercialización de los aglomerados del reciclado de envases multicapa se han replicado en diferentes partes del mundo con mayor o menor éxito, ya que se busca aprovechar y dar opciones de productos de “madera”, por sus similares provenientes del reciclado

En México se hace poco para recuperar los envases una vez que son desechados

El éxito que se da en gran medida por la disposición de los gobiernos que ayudan a cristalizar el aprovechamiento de los Residuos Sólidos Urbanos (RSU), con un mayor grado de dificultad en los países en desarrollo.

No obstante, señaló el investigador, en el negocio de la madera no siempre hay interés en permitir nuevos productos en el mercado, aunque sean más ecológicos y económicos; por el control de poderosas trasnacionales que controlan la actividad y están dedicadas a la tala de árboles, aserraderos, madereras y aglomerados, por lo cual vigilan que sus productos no tengan competencia no permitiendo la venta de otros materiales en sus tiendas concesionadas.

En el caso de México, se hace poco para recuperar dichos envases una vez que son desechados; por ello, el Grupo de Procesamiento y Reciclado de Materiales del Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY) trabaja para elaborar propuestas de madera plástica basadas en subproductos y/o RSU, buscando mejorar las propiedades existentes por medio de parámetros de procesamiento (presión, temperatura y tiempo de procesamiento), adicional al tamaño de partícula del material molido previo a su laminación.

La investigación de este material indica, soportado en estudios de caracterización físico-mecánica que evalúan su potencial como alternativa en el uso de la madera tradicional, resultados positivos con propiedades que superan por mucho las características más relevantes de sus contrapartes en aglomerados de madera, en sus propiedades más importantes, como son la resistencia a la flexión y al paso del tiempo, así como la absorción de la humedad. 

Residuos urbanos

Los Residuos Sólidos Urbanos (RSU), en mayor o menor grado, son una problemática compleja y el común denominador en casi todos los estados del país, debido en parte por la interacción y gestión de todos los actores involucrados: gobierno, industria y sociedad. 

Los envases de jugos o lácteos desechados son parte de esta problemática, porque no se ha encontrado un nicho de interés común, como lo han hecho otros plásticos como el PET y HDPE (polietileno de alta densidad) de las botellas de bebidas y detergentes líquidos, aunque el precio de éstos ha logrado estar hasta en 10 pesos por kilo, cuando se trata de producto limpio y triturado. 

Cuando el material se encuentra en estas condiciones, incluso se exporta para darle un valor agregado como nuevo producto a algún otro país donde se utiliza para la elaboración de diversos artículos. 

El reciclado de envases multicapa se conoce desde sus inicios; se trata de su aprovechamiento para la elaboración de aglomerados como una alternativa a los tradicionales de madera, ya que muchos trabajos han sido realizados alrededor de este material de desecho buscando su máximo aprovechamiento.

Combinaciones
  • Combinando estos materiales con herrería crearon láminas para mesas decorativas. Los jóvenes consideran que existe un potencial negocio, con apoyo del CICY para su comercialización a mayor escala. Su enfoque es aprovechar los desechos que se vierten en los rellenos sanitarios del país.
Aglomerados 
  • Los envases para alimentos líquidos conocidos como tetra brik y fabricados por la multinacional de origen sueco, (Tetra Pak) se componen de cartón (75%), polietileno (20%) y aluminio (5%).
  • La recuperación de este material de postconsumo puede ser utilizado como materia prima para la elaboración de aglomerados, como una opción ecológica.

¿Cómo se obtienen las planchas del material?

Hacen colectas especificando el tipo de material que requieren.

Los envases de tetra brick se lavan, secan y muelen y clasifican por colores.

Para hacer una placa industrial no requieren polímero porque ya tiene el producto a reciclar.

Actualmente obtienen los envases en colectas en el depósito del CICY.

La resistencia del producto es buena, al ser un polímero plástico la absorción de agua es casi nula a diferencia de aglomerados de madera que si absorbe mucha.

Las pruebas arrojan que los niveles de tensión y absorción de agua son mejores que los materiales hechos con madera.

Tienen motivación de que el material puede causar interés comercial, con usos diferentes.

Lo consideran un sustituto o alternativa, porque la madera siempre tendrá nicho de interés, pero quien busque algo ecológico verá este tipo de desarrollo.

Puede ser usado incluso para crear paredes divisorias temporales y se puede reutilizar.

Se parece a la madera para cortar, tiene la misma intensidad y fuerza.

De trabajo escolar, a proyecto industrial

Durante su estancia en el Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY), los alumnos Iván Misael Cruz Martín, del Instituto Tecnológico Superior de Motul, y Jesús Alberto Caamal Canché, del Instituto Tecnológico Superior del Sur del Estado de Yucatán, planearon elaborar una tesis aprovechando el reciclaje de materiales.

El trabajo coordinado con el investigador Gonzalo Carrillo Baeza les permitió encontrar en un producto de desecho común la oportunidad de elaboración de un subproducto que no sólo tiene potencial económico, sino que de consolidarse como industria evitaría el desperdicio de toneladas de envases que van a parar al relleno sanitario porque actualmente no es reutilizable.

Durante el análisis en el laboratorio, el docente y sus alumnos han llevado un registro de cómo obtener determinados acabados, así como los tiempos de elaboración para la fusión de los materiales.

Esto les permitió obtener, comentaron los estudiantes, planchas de diferentes acabados, desde brillo hasta mate, de grosores acordes al uso que pretenden darle, así como elaborar texturas diferentes, incluyendo una en la que “expulsan” el papel.

Los envases de tetra brik tienen tres tipos de materiales: polímeros, aluminio y papel, utilizando la técnica denominada “hidropulpeo” hacen que el papel absorba el agua y salga, lo cual facilita su recolección y deja el plástico y el aluminio, lo que genera la elaboración de placas plásticas.

Con la asesoría de Carrillo Baeza exploran el potencial desarrollo de este subproducto, con la intención de aprovechar el mercado de innovación de productos, considerando la posibilidad de crear empresas que les permitan autoemplearse.

Aún no tienen un costo aproximado de la producción en masa de estos materiales, ya que el tiempo que ahora les toma, una hora en promedio, dependiendo del nivel de fusión y el ancho del material que requieren, es diferente a hacerlo de manera industrial.

Verificaron que el producto final se corta como si fuera madera, tiene mayor resistencia, flexibilidad y aguante a condiciones de uso incluso para exteriores; se puede pintar, pegar y moldear de acuerdo con diversas necesidades. 

Piden mayor cultura de la reutilización

Especialistas del Centro de Investigaciones Científicas de Yucatán (CICY) señalaron que a nivel nacional todavía falta por concientizar a la población sobre la importancia del reciclaje de la basura, ya que en la mayoría de los hogares se tiran productos de plástico, vidrio, cartón o tetra brik, los cuales pueden ofrecer otra utilidad en beneficio del medio ambiente y la economía.

De acuerdo con información de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), apenas el 12 por ciento de la basura que se genera en el país se procesa de nuevo para convertirlo en productos útiles, esto se debe a la falta de cultura ciudadana y al desinterés de inversionistas.

No obstante esta situación, la basura que se recicla es enviada a países lejanos como China, de donde luego regresa convertida en un producto útil.

Se tiene, por ejemplo, a la organización “Unidos Somos Más”, que realiza de forma permanente una campaña de acopio de tetra brik para ayudar a la población más vulnerable en zonas serranas, ya que sus viviendas son forradas del material característico para almacenar leche o diversas clases de productos.

Con el derivado de las cajas se construye el material que se utiliza para el forrado de las casas. Por si fuera poco, derivado de los componentes de las cajas, el material puede ser aislante y térmico, lo que  sirve para las casas.

Los envases de tetra brik están conformados por seis capas que evitan el contacto con el medio externo, por lo que aseguran que los alimentos lleguen a los consumidores con todas sus propiedades intactas. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios