18 de Septiembre de 2018

Yucatán

Mujeres productoras se quejan por anomalías en programa social

Presumen que una mujer, supuesta empleada de una dependencia, se quedó con buena parte de los recursos que les correspondían.

Las productoras de chile habanero están inconformes (Milenio Novedades)
Las productoras de chile habanero están inconformes (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Mujeres productoras se quejan por anomalías en programa socialCompartir en Twiiter Mujeres productoras se quejan por anomalías en programa social

Candelario Robles/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Un grupo de mujeres productoras de la comunidad de Dzidzilché denunció supuestas irregularidades por un monto de cerca de 30 millones de pesos, en un programa de cultivo de chile habanero a través del sistema de invernadero.

La presidenta de la agrupación de mujeres de esta comunidad, ubicada al norte de Mérida, María Genny Ceballos Canul, denunció que en agosto del año pasado lograron acceder a un programa de desarrollo comunitario, impulsado por la delegación local de la Secretaría de Desarrollo Territorial y Urbano (Sedatu), a través del cual les aprobaron cinco millones 800 mil pesos para desarrollar el invernadero comunitario.

Relató que cuando la dependencia federal les autorizó el programa, una persona a la cual identificaron como María Teresa Castillo Moguel, se presentó ante ellas como tutora para desarrollar las fases del programa de emprendedores y con documentos que la acreditaban como trabajadora de esa secretaría.

“Nosotros confiamos en ella, empezamos a trabajar en nuestro proyecto, empezamos a echar a andar el invernadero y las cosas marchaban sobre ruedas, recibimos un apoyo de entre 700 pesos y mil 200 pesos como pago a nuestro trabajo; algunos, muy pocos recibieron de nuevo el pago, pero hasta el momento ya no recibimos más recursos, pese a que el programa tiene autorizado cinco millones 800 mil pesos”, indicó.

Precisó que se presume que esta mujer que las  “asesoraba” es la tutora de por lo menos cinco programas más de ese tipo, ubicados en las comisarías meridanas de San Pedro Chimay, Kikteil y Santa María Chi, donde a cada proyecto se le aprobaron por lo menos cinco millones de pesos de fondos perdidos.

La tesorera del programa de mujeres emprendedoras de Dzidzilché, Norma Tun Pech, señaló que se dieron cuenta de la irregularidad, cuando hace unas semanas la supuesta representante de la Sedatu autorizó a unas personas a realizar trabajos de energía eléctrica en el invernadero, los cuales se hicieron sin supervisión de la CFE y al quedar mal instalados, ocasionaron una sobrecarga que generó un incendio en una casa vecina al lugar, propiedad de Enrique Rincón Ancona.

Explicó que el afectado demandó ante la Fiscalía del Estado a la persona que se identificaba como trabajadora de la dependencia federal, aunque ahí le dijeron que esa persona no laboraba ni laboró para la Sedatu. Mencionó que ellas también indagaron y la dependencia les corroboró que no tenían ninguna relación con esta mujer.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios