21 de Abril de 2018

Yucatán

Raro suicidio: se amarró los pies con una cadena y se lanzó al mar

Rodolfo sólo le dijo a sus familiares que 'iba a nadar' a Progreso, pero nunca regresó.

Un hombre se convirtió en el suicida número 145 en Yucatán. En el "Muelle de Chocolate", se amarró los pies con una cadena, y se lanzó al mar. La imagen no corresponde al hecho, es únicamente ilustrativa. (SIPSE/Archivo)
Un hombre se convirtió en el suicida número 145 en Yucatán. En el "Muelle de Chocolate", se amarró los pies con una cadena, y se lanzó al mar. La imagen no corresponde al hecho, es únicamente ilustrativa. (SIPSE/Archivo)
Compartir en Facebook Raro suicidio: se amarró los pies con una cadena y se lanzó al marCompartir en Twiiter Raro suicidio: se amarró los pies con una cadena y se lanzó al mar

Luis Fuente/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Inusitado caso de suicidio: un hombre se lanzó al mar, con una cadena como contrapeso en los pies, y falleció ahogado, en Progreso.

El hombre, de 45 años de edad, era vecino del fraccionamiento Francisco de Montejo, en Mérida.

Las autoridades aseguran que el cadáver no tiene huellas de violencia.

Es el suicidio número 145 en lo que va del año en Yucatán, y el quinto desde que inició esta semana.

Según los primeros reportes de la policía, Rodolfo P. B. salió de su casa, en Mérida, el martes por la tarde, y solo le dijo a sus familiares que se iba a Progreso, a nadar.

La asuencia prolongada obligó a sus familiares a reportar su desaparición e iniciar la búsqueda que acabó cuando recibieron el aviso de que el hombre había muerto ahogado, en Progreso.

Las autoridades aseguran que Rodolfo llegó el martes por la tarde a llamado "Muelle de Chocolate", en el Malecón de Progreso, avanzó 150 metros, se amarró los pies con una cadena -que le sirvió como contrapeso para hundirse, y se lanzó al mar, en un área en donde la profundidad no rebasa los cinco metros.

Las autoridades no proporcionaron la información de cómo llegaron hasta el lugar en donde se encontraba el cuerpo de Rodolfo.

Sin embargo, trascendió que el suicida dejó mensajes en su teléfono celular, en donde decía dónde debían ubicarlo, después de que se arrojara el mar.

La causa de la muerte fue "asfixia por sumersión".

Con Rodolfo, ya son 145 los suicidas en Yucatán. En las últimas dos semanas, las muerte autoinfligidas ya rebasan la decena, entre ellas la de una adolescente de 14 años.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios