19 de Octubre de 2018

Mundo

Critica el Papa 'la costumbre de la mordida'

El Santo Padre advierte que Dios ordenó el llevar el pan a casa con nuestro trabajo honesto; recibe a la presidenta de Costa Rica.

El Papa bendice a la presidenta Laura Chinchilla, que declaró que el diálogo con el Santo Padre fue muy fluido. (Agencias)
El Papa bendice a la presidenta Laura Chinchilla, que declaró que el diálogo con el Santo Padre fue muy fluido. (Agencias)
Compartir en Facebook Critica el Papa 'la costumbre de la mordida'Compartir en Twiiter Critica el Papa 'la costumbre de la mordida'

Agencias
EL VATICANO.-  El Papa Francisco arremetió este viernes contra la "diosa mordida" durante un sermón en el cual fustigó la corrupción de empresarios y políticos, que comparó con la droga, y más tarde recibió a la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla.

De acuerdo a Notimex, durante su misa matutina, que presidió en la capilla de su residencia vaticana -Santa Marta-, el pontífice inició su reflexión a partir del pasaje bíblico del administrador deshonesto, cuya viveza fue alabada por su patrón.

"Este administrador es el ejemplo de la mundanidad. Algunos de ustedes podrán decir: Pero ¡este hombre hizo aquello que hacen todos! ¡Todos, no!", dijo.

"Algunos administradores de empresas, administradores públicos, algunos administradores del gobierno. Quizás no son tantos, pero es aquella actitud del camino más breve, más cómoda para ganarse la vida", agregó.

Criticó la "costumbre de la mordida", a la cual calificó de mundana y "fuertemente pecadora". Advirtió que se trata de una actitud que no viene de Dios, porque él mandó sólo a llevar el pan a casa con nuestro trabajo honesto.

Según el Papa, ese administrador deshonesto llevaba la comida a su casa pero, en realidad, daba de comer a sus hijos pan sucio.

"Y sus hijos, quizás educados en colegios costosos, quizás crecidos en ambientes cultos, habían recibido de su papá, como comida, porquería, porque su papá, llevando pan sucio a la casa, ¡había perdido la dignidad! Esto es un pecado grave", precisó.

 Quien "practica los sobornos" perdió "la dignidad" y da a sus hijos "pan sucio", dijo el Papa.

Invitación de Costa Rica

Más tarde, el papa Francisco recibió en audiencia privada a la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, quien le invitó a visitar el país tras entregarle una estola realizada a mano por mujeres indígenas, para después abordar temas como la paz internacional, la solidaridad y la ecología.

 "Espero que esta estola se la ponga cuando venga a Costa Rica", dijo Chinchilla, quien se reunió con el papa durante 25 minutos en la Biblioteca del Palacio Apostólico.

La mandataria costarricense llegó al Vaticano sin su esposo y acompañada por una delegación de 12 personas, informa la agencia de noticias efe.com.

Ataviada con un traje de chaqueta negro y velo, la presidenta de Costa Rica saludó al Papa con un apretón de manos y le dijo "mucho gusto", mientras que Francisco le deseó que se sintiese "como en su casa".

La delegación estaba formada por el canciller, Enrique Castillo, el ministro de educación, Carlos Roversi, el embajador del país ante el Vaticano, Fernando Sánchez, y la diputada del Partido de Liberación Nacional, Ileana Brenes, entre otros.

Por su parte, el papa entregó a Chinchilla, como lo ha hecho con todos los líderes latinoamericanos con quienes se ha reunido, el libro con el documento final del encuentro plenario de las conferencias episcopales de Latinoamérica (CELAM) en el santuario de Aparecida en 2007, del que Chinchilla aseguró que ya había leído algunas partes.

Francisco también entregó la medalla de plata del pontificado a la presidenta costarricense, quien exclamó que era "hermosísima".

Chinchilla también se reunió posteriormente con el Secretario para las Relaciones con los Estados, Dominique Mamberti, ya que aún no se ha incorporado el nuevo Secretario de Estado, Pietro Parolin.

La presidenta había sido recibida en mayo de 2012 por el entonces papa Benedicto XVI y diez meses después también acudió a la entronización de Jorge Bergoglio.

Tras la audiencia, la presidenta costarricense compareció ante los medios en un hotel de Roma y aseguró que durante el encuentro con el Papa hubo un "diálogo muy fluido" con muchas coincidencias entre los valores y los principios por los que aboga Costa Rica y las preocupaciones del pontífice.

La paz, armas y Nicaragua

Chinchilla destacó que el papa Francisco "puede dejar una huella muy hermosa en favor de la paz mundial" y consideró que la Iglesia puede desempeñar "un papel fundamental" en temas que están volviendo al primer plano internacional como el control de las armas químicas o nucleares.

También puso de relieve la labor desarrollada por su país en el impulso de los tratados referentes al comercio de armas y la reapertura de las conversaciones sobre desarme nuclear.

Sobre el enfrentamiento que existe con Nicaragua en torno al fronterizo río San Juan, Chinchilla relató que no tuvieron "mucha ocasión para hablar del caso en particular".

"Reiteré las circunstancias que estamos viviendo y cómo Costa Rica sigue y seguirá siendo consecuente con los instrumentos de defensa del derecho internacional. No se entró en detalle", declaró la presidenta.

Explicó que con Francisco abordó además situaciones ligadas a la "solidaridad" y recordó cómo el pontífice se ha pronunciado en contra de la trata de personas o la explotación de la inmigración.

La mandataria hizo hincapié en la preocupación de Francisco por los asuntos relacionados con el medio ambiente y afirmó que no le extrañaría "que ese sea un tema fuerte en una próxima encíclica".

Por otro lado, durante la audiencia se mencionó también el "impacto positivo" que ha tenido sobre los costarricenses el hecho de que haya sido elegido el milagro experimentado por una de sus compatriotas para canonizar a Juan Pablo II, en referencia a Floribeth Mora a la que se diagnosticó un aneurisma cerebral.

Chinchilla reiteró al papa el "júbilo" que ha producido en el país este hecho, le aseguró que en Costa Rica se está siguiendo "con mucha atención" el asunto y le informó de que un grupo "muy grande de costarricenses" se prepara para viajar a Roma con motivo de la canonización de Juan Pablo II y Juan XXIII, que tendrá lugar el 27 de abril del próximo año. 

Con información de EFE y Notimex

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios