20 de Noviembre de 2018

Mundo

Bombardeo de la OTAN mata al menos a 14 personas

Seis talibanes perdieron la vida al recibir un ataque en el vehículo en el que viajaban.

Los insurgentes señalan que hay más de 14 muertos por el ataque. (EFE)
Los insurgentes señalan que hay más de 14 muertos por el ataque. (EFE)
Compartir en Facebook Bombardeo de la OTAN mata al menos a 14 personasCompartir en Twiiter Bombardeo de la OTAN mata al menos a 14 personas

EFE
KABUL, Afganistán.- Al menos ocho civiles, entre ellos tres mujeres y tres niños, y seis talibanes murieron en un bombardeo de la misión de la OTAN en Afganistán (ISAF) en la provincia oriental afgana de Kunar, informó una fuente policial.

El suceso tuvo lugar en la tarde del sábado en el distrito de Watapur, cuando el ataque de la OTAN a un todoterreno en el que viajaban varios talibanes afectó también a una furgoneta con civiles, dijo el portavoz de la policía regional, Habib Kheli.

Una portavoz de la ISAF, Annmarie Annicelli, confirmó el ataque, aunque aseguró que sólo se produjeron víctimas mortales entre las fuerzas insurgentes, que elevó a 10, y negó que hubiera habido bajas civiles por la operación aérea.

El portavoz policial detalló además que entre los muertos civiles se encuentran el conductor de la furgoneta y el revisor, y que entre los talibanes fallecidos había tres extranjeros de origen árabe.

Los insurgentes elevaron el número de civiles muertos a 14 y, aunque su portavoz Zabiulá Muyahid confirmó que también se produjeron bajas entre sus filas, no pudo aportar el número exacto de fallecidos.

Los episodios con muertes de civiles en operativos de las tropas extranjeras suelen causar una gran fricción con las autoridades locales.

El presidente afgano, Hamid Karzai, ha pedido de hecho en numerosas ocasiones que se limiten las acciones aéreas aliadas o incluso que se supriman por completo.

La actividad contrainsurgente de la ISAF en Afganistán ha ido descendiendo gradualmente desde que en 2011 las fuerzas internacionales comenzaran su retirada y a transferir el control de la seguridad al Ejército y Policía afganos.

Esta transición debe concluir el año que viene, si se cumplen los plazos previstos, y sobre el horizonte planean muchas dudas acerca de la capacidad real del aparato de seguridad afgano para hacer frente a la insurgencia talibán.

El conflicto afgano se halla en uno de los momentos más sangrientos desde la invasión estadunidense que propició la caída del régimen integrista talibán hace ya más de once años.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios