17 de Octubre de 2018

Mundo

Cae 'la cabeza del faraón' de la trata en Bolivia

Destruyen las instalaciones de un centro nocturno donde mujeres extranjeras eran víctimas de explotación.

La demolición del club nocturno Katanas en La Paz, cuyo propietario es investigado por supuesta trata y tráfico de mujeres extranjeras, fue por decisión de Noemí Cámara, la hija del dueño y principal denunciante del caso. (EFE)
La demolición del club nocturno Katanas en La Paz, cuyo propietario es investigado por supuesta trata y tráfico de mujeres extranjeras, fue por decisión de Noemí Cámara, la hija del dueño y principal denunciante del caso. (EFE)
Compartir en Facebook Cae 'la cabeza del faraón' de la trata en BoliviaCompartir en Twiiter Cae 'la cabeza del faraón' de la trata en Bolivia

EFE
LA PAZ, Bolivia.- El club nocturno boliviano Katanas, cuyo propietario es investigado por supuesta trata y tráfico de mujeres extranjeras, fue demolido por decisión de la hija del dueño del local y principal denunciante del caso.

Decenas de obreros trabajaron desde el mediodía para retirar el techo del local, situado en el centro de La Paz, para luego dar paso a un tractor con el que fueron demolidos los muros del club y una cabeza de faraón que decoraba la puerta de ingreso.

La abogada Paola Barriga, defensora de Noemí Cámara, la hija del propietario del club, dijo a los medios que la demolición es un "acto simbólico", ya que "la caída de la cabeza del faraón" es "como un acto de libertad" para todas las mujeres que fueron víctimas de trata y proxenetismo en el lugar.

"A partir de este momento se marca el punto de inicio de esta lucha contra la trata y tráfico de personas", afirmó Barriga.

Organización criminal

Noemí Cámara denunció hace dos semanas que su padre, Marco Cámara, y el administrador del club, Gustavo Fernández, traen a Bolivia mujeres de varios países con el engaño de convertirlas en modelos o darles trabajos legales, pero cuando están en La Paz o Santa Cruz (este) son trasladas a centros nocturnos.

A las mujeres les quitan sus documentos y las obligan a prestar servicios sexuales bajo amenazas, agregó la denunciante, que también acusó a su padre de "violar a muchas mujeres".

Marco Cámara fue enviado con detención preventiva a la cárcel paceña de San Pedro y Fernández al penal de Patacamaya, en el Altiplano, acusados ambos por los supuestos delitos de trata de personas y organización criminal.

El dueño del local ha rechazado las denuncias de su hija, a quien acusó de querer despojarlo de sus bienes y de tener problemas mentales.

***

Antes de la demolición, se permitió el ingreso de periodistas para constatar que en el lugar había paredes falsas que conducían a ambientes en los que ocultaban a las muchachas cuando había controles de funcionarios de Migración, la Policía y la Alcaldía.

La hija de Cámara prevé convertir el lugar en un estacionamiento de vehículos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios