18 de Febrero de 2018

Mundo

La paz por fin llegó a Colombia

Las FARC y el gobierno acordaron el cese definitivo al fuego tras negociaciones que se prolongaron por cuatro años.

El anuncio de la paz entre las FARC y el gobierno despertó el júbilo de los colombianos, quienes no tardaron en salir a las calles de Bogotá a festejar. (AP)
El anuncio de la paz entre las FARC y el gobierno despertó el júbilo de los colombianos, quienes no tardaron en salir a las calles de Bogotá a festejar. (AP)
Compartir en Facebook La paz por fin llegó a ColombiaCompartir en Twiiter La paz por fin llegó a Colombia

Agencias
BOGOTÁ, Colombia.- El gobierno de Colombia y la guerrilla de las FARC llegaron a un acuerdo de paz para poner fin a más de cinco décadas de conflicto armado en la nación sudamericana, uno de los más longevos del mundo, el cual cobró la vida de más de 200 mil personas y obligó a millones a desplazarse.

El acuerdo, alcanzado tras casi cuatro años de conversaciones, aún debe ser ratificado por los colombianos en un plebiscito el 2 de octubre.

"Hemos alcanzado un acuerdo final, completo, definitivo, para poner fin al conflicto armado con las FARC", dijo el presidente Juan Manuel Santos en un mensaje a los colombianos poco después de la firma del acuerdo en La Habana por representantes de ambas partes, informa The Associated Press.

"Hoy comienza el fin del sufrimiento, el dolor y la tragedia de la guerra", aseguró, aunque reconoció que el inicio de una nueva etapa está ahora en las manos de los habitantes que participarán en el plebiscito.

"La decisión, colombianos, está en sus manos", añadió, en una clara invitación a los ciudadanos a votar por el sí al plebiscito, que necesitará un poco más 4.5 millones de sufragios en un país en el que casi 35 millones de personas cumplen los requisitos para votar.

Algo de historia

El inicio del siglo XX sorprendió a Colombia con una guerra civil entre los partidos Liberal y Conservador que culminó con la firma de un tratado de paz en 1902, la victoria de los conservadores, cientos de miles de muertos y un país devastado.

El país vivió en relativa calma hasta el 9 de abril de 1948 cuando fue asesinado en Bogotá el llamado "caudillo del pueblo", Jorge Eliécer Gaitán. El asesinato del líder popular detonó nuevamente las luchas internas, especialmente en el campo, y dio inicio a una época conocida como "La violencia" en la que murieron unas 300 mil personas a lo largo de casi dos décadas de conflicto irregular y unas dos millones de personas fueron desplazadas en un país que entonces tenía 11 millones de habitantes. La guerra irregular terminó con un pacto entre los partidos Liberal y Conservador que acordaron alternarse en el poder cada cuatro años.

En este contexto de lucha anticomunista, de movilización campesina y popular en pos de conquistas sociales y de un sistema político cerrado y poco representativo, nacieron en 1964 las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) de la mano del campesino Pedro Antonio Marín, quien se hacía llamar "Manuel Marulanda" y a quien se conocía como "Tirofijo". El líder guerrillero falleció en la selva de muerte natural en 2008.

Las FARC

Las FARC son una guerrilla marxista integrada en buena medida por campesinos. Según cifras del gobierno tiene en sus filas a unos siete mil hombres y mujeres que dicen luchar por el pueblo, por los pobres y por la equidad entre los colombianos. 

Su objetivo original fue que la oligarquía conservadora compartiera el poder y priorizara la reforma agraria en un país donde más de cinco millones de personas han sido desplazadas a la fuerza en su mayoría por milicias de extrema derecha al servicio de hacendados, comerciantes y narcotraficantes. 

Pero las FARC se volvieron impopulares cuando en las últimas décadas comenzaron a secuestrar, extorsionar y cobrar impuestos a la producción de cocaína y a la minería ilegal para financiarse.

Cifras del conflicto

De acuerdo con cifras oficiales más de seis millones de colombianos han sido víctimas del conflicto armado, la mayoría desplazados del campo por la acción de los rebeldes y de las bandas paramilitares que nacieron a fines de la década de 1970 como respuesta a la acción de la guerrilla. Al menos 220 mil personas fueron asesinadas entre 1958 y 2012 de acuerdo con datos del Centro Nacional de Memoria Histórica. Un informe del mismo organismo estatal dio cuenta de que entre 1970 y 2010 casi 40 mil personas fueron secuestradas y que 33% de esos plagios fueron cometidos por las FARC. Unos 20 mil colombianos han sido víctimas de desaparición forzada.

Entre 1996 y 2012 las FARC tuvieron en jaque a diferentes gobiernos con la toma de pueblos y zonas del país, ataques sangrientos a bases militares y el secuestro de políticos, militares y ciudadanos. Entre los secuestros más notables se encuentran el de la excandidata presidencial Ingrid Betancourt y el de tres contratistas estadounidenses.

La dinámica del conflicto cambió con la creación del "Plan Colombia" auspiciado por Estados Unidos, que implicó una reorganización de las fuerzas armadas colombianas, de la inteligencia militar y de la financiación para la compra de helicópteros, radares, aviones fantasma, sofisticados sistemas de comunicación y municiones. Tras ocho años de gobierno del expresidente Álvaro Uribe (2002-2010), el Estado colombiano logró infiltrar a la guerrilla, dar de baja a sus principales cabecillas, replegarlos a la selva y diezmar a sus tropas.

Esfuerzo por la paz

Desde el nacimiento de la guerrilla diversos gobiernos han intentado sin suerte sellar la paz. El presidente Belisario Betancur (1982-1986) apostó todo su capital político a alcanzar un acuerdo con las FARC. De ese proceso nació la Unión Patriótica, un movimiento político de izquierda que en los años 1980 y 1990 vio caer asesinados a por lo menos tres mil de sus integrantes y simpatizantes a manos de narcos, paramilitares y militares corruptos.

En 1998 el recién posesionado presidente Andrés Pastrana (1998-2002) volvió a apostar por la reconciliación y negoció con las FARC durante casi todo su gobierno. El proceso terminó cuando en febrero de 2002 el grupo guerrillero secuestró un avión en pleno vuelo y se llevó consigo a un senador.

Diezmadas las FARC, en septiembre de 2012 el actual presidente Juan Manuel Santos anunció el inicio de un nuevo proceso de paz con la guerrilla. En octubre siguiente la mesa de negociación se instaló en Oslo, Noruega, y luego se trasladó definitivamente a La Habana.

Lo acordado

En casi cuatro años de negociación, las delegaciones negociadoras en Cuba han llegado a acuerdos clave en temas como una reforma agraria, la participación en política de los guerrilleros, la lucha conjunta contra el narcotráfico, el resarcimiento de las víctimas, la erradicación en todo el territorio nacional de minas antipersonales, la salida de las filas rebeldes de menores de edad, el blindaje jurídico y político a los acuerdos, la forma en que los actores del conflicto armado pagarán por sus crímenes, el cese bilateral y definitivo del fuego y el abandono de las armas por parte de los guerrilleros.

Lo que falta

Tras la firma de la paz entre el gobierno y las FARC, la desmovilización de los guerrilleros y el consecuente abandono de sus armas queda por celebrar un plebiscito en el cual los colombianos dirán en las urnas si apoyan o no con el acuerdo suscrito en La Habana.

Rol de Estados Unidos

Estados Unidos ha jugado un papel clave en el conflicto colombiano. Washington considera a las FARC una organización terrorista que, entre otras acciones ilegales, realiza actividades de narcotráfico. Además del "Plan Colombia" sellado en 1999 entre Pastrana y el mandatario estadounidense Bill Clinton (1993-2001), desde fines de 2004 Estados Unidos mantiene preso a uno de los principales guerrilleros de las FARC, Ricardo Palmera, alias "Simón Trinidad".

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios