21 de Noviembre de 2018

Mundo

Narco colombiano se declara culpable 'por sus hijos'

"Cometí un delito y quiero pagar por eso lo más pronto posible y regresar a mi país para criar a mis críos", expresó Diego Pérez Henao.

Diego Pérez Henao alias “Diego Rastrojo”, considerado el jefe de Los Rastrojos, banda de origen paramilitar en Colombia. (Archivo Agencias)
Diego Pérez Henao alias “Diego Rastrojo”, considerado el jefe de Los Rastrojos, banda de origen paramilitar en Colombia. (Archivo Agencias)
Compartir en Facebook Narco colombiano se declara culpable 'por sus hijos'Compartir en Twiiter Narco colombiano se declara culpable 'por sus hijos'

Agencias
MIAMI, EU.- Diego Pérez Henao, uno de los fundadores del Cartel del Norte del Valle y líder de la banda colombiana Los Rastrojos, se declaró el viernes culpable de un cargo de narcotráfico que le valdría una condena de al menos 10 años en una prisión estadounidense, según informó Associated Press.

Pérez Henao, descrito por la policía colombiana como uno de los criminales más siniestros y violentos de su país, expresó a la jueza Patricia Seitz que era culpable del cargo de asociación ilícita para fabricar y distribuir toneladas de cocaína a sabiendas de que sería exportada de manera ilegal a Estados Unidos.

"Culpable", respondió Pérez Henao, de 42 años, cuando la magistrada le preguntó cómo se declaraba, tras un extenso interrogatorio. "Porque cometí un delito y quiero pagar por eso lo más pronto posible y regresar a mi país para criar a mis hijos que me necesitan", expresó en español, con voz firme y sin titubear.

Seitz aceptó de inmediato su declaración y lo declaró culpable. La jueza fijó la fecha de la sentencia para el 5 de junio.

El narco paramilitar, que tiene aún acusaciones pendientes en Colombia por más de un centenar de homicidios, cambió así su declaración ya que a poco de ser extraditado, en agosto del 2013, se había declarado inocente.

El abogado de Pérez Henao, Neil Schuster, dijo a la AP que su cliente no había llegado a ningún acuerdo con la fiscalía.

Los narcotraficantes suelen declararse culpables tras llegar a un acuerdo con el gobierno, a través del cual se comprometen a colaborar con investigaciones con la esperanza de recibir una condena más leve.

Los Rastrojos han sido relacionados con numerosos asesinatos y secuestros en Colombia, Venezuela y Panamá

Pérez Henao, conocido también como Diego Rastrojo, podría enfrentar una condena de entre 10 y 30 años de prisión, y una multa de hasta 10 millones de dólares. Al salir de la cárcel, además, debería pasar al menos cinco años en libertad condicional.

El narco paramilitar fue extraditado a finales de agosto a Estados Unidos, tras haber sido detenido en Venezuela en junio del 2012.

En la audiencia de poco más de una hora de duración, Pérez Henao, quien tiene una niña de ocho años y un hijo de 11 en Colombia, permaneció sentado al lado de su abogado.

Con traje de camisola y pantalón de presidiario de color beige, llevaba grilletes en sus pies y auriculares en el oído para escuchar la traducción del inglés al español. De cabello prolijamente cortado y rostro afeitado, lucía tranquilo y atento a las preguntas que le hacía la magistrada.

Al comienzo de la sesión, Seitz le explicó que quería estar segura de que él había decidido declararse culpable por su propia decisión. Ante las preguntas de la jueza, Pérez Henao afirmó que estaba seguro de su resolución y de las consecuencias que tenía, incluso cuando el fiscal Adam Fels y la magistrada revelaron la condena que podría enfrentar y ella le recordó que en caso de ir a juicio podría ser declarado inocente por un jurado.

Fels leyó la acusación formulada en 2011 y explicó que Pérez Henao no sólo participó en la fabricación sino que también invirtió para transportar decenas de miles de kilos de la droga a Sudamérica y Centroamérica para que fuera después enviada a Estados Unidos. Entre los países por los que habría operado su grupo mencionó a Ecuador, Colombia, Guatemala, Venezuela y México.

"La asociación ilícita continuó hasta que fue arrestado", dijo Fels.

En Colombia enfrenta investigaciones pendientes por 66 homicidios, cinco desapariciones forzadas, cinco desplazamientos forzados y cuatro secuestros extorsivos, según la fiscalía de esa nación.

Policías de Colombia y Venezuela lo encontraron en una finca donde aparentaba ser un capataz y los 10 escoltas que lo acompañaban simulaban ser trabajadores de campo, dijo en ese momento la policía de su país.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios