24 de Junio de 2018

Mundo

 / Egipto

Derrocamiento en Egipto estremece a islamistas

Organizaciones vinculadas con la Hermandad Musulmana en Túnez y Siria se distancian de Egipto, ante laicos envalentonados.

Tras el derrocamiento del presidente Mohamed Morsi en Egipto, partidos islamistas buscan preservar el terreno ganado desde la Primavera Árabe. (Agencias)
Tras el derrocamiento del presidente Mohamed Morsi en Egipto, partidos islamistas buscan preservar el terreno ganado desde la Primavera Árabe. (Agencias)
Compartir en Facebook Derrocamiento en Egipto estremece a islamistasCompartir en Twiiter Derrocamiento en Egipto estremece a islamistas

Agencias
EL CAIRO, Egipto.- El derrocamiento del presidente Mohamed Morsi a manos de los militares y el alejamiento de la Hermandad Musulmana del poder en Egipto han hecho que los partidos islamistas de la región se apresuren a buscar formas de preservar el terreno ganado en Oriente Medio y el norte de África luego de los levantamientos de la Primavera Árabe.

El sorprendente revés ha provocado cautela entre algunos islamistas para no impulsar su agenda con demasiada fuerza, pero también ha fortalecido a los extremistas que se oponen a la democracia.

Las insurrecciones de la Primavera Árabe impulsaron a partidos políticos islamistas desde Marruecos hasta Siria, y en ningún lugar la victoria fue tan completa como en el dominio de las elecciones parlamentarias y presidenciales por parte de la Hermandad Musulmana en Egipto, lo que hizo que su repudio por parte del pueblo, y después de las fuerzas armadas, fuera extremadamente asombroso, publica AP.

Organizaciones vinculadas con la Hermandad en Túnez y Siria se esfuerzan por distanciarse del partido en Egipto, mientras que las fuerzas laicas a las que se enfrentan se han envalentonado.

"Lo que sucede en Egipto tiene mucha influencia en las demás organizaciones vinculadas", dijo Fawaz Gerges, analista de asuntos de Oriente Medio en la London School of Economics.

"No hablo de la pérdida de poder, sino del revés al argumento moral de que los islamistas de alguna manera están por encima de los demás, son más competentes. De hecho, una de las lecciones que hemos aprendido es que son tan incompetentes, o más, que los viejos regímenes autoritarios", agregó.

La noche que el ejército depuso a Morsi hubo celebraciones en toda la capital tunecina y la gente pedía la disolución de la asamblea elegida en octubre de 2011, dominada por los islamistas.

Se desvinculan islamistas

Después de Egipto, la victoria de éstos en Túnez, donde comenzó la Primavera Árabe, fue la más impresionante. El largamente reprimido Partido Ennahda ganó más de 40% de los escaños y gobierna en coalición con otros dos partidos izquierdistas seculares.

El jefe de Ennahda, Rachid Ghannouchi, se apresuró a condenar el derrocamiento de Morsi, calificándolo de un "un golpe de Estado flagrante", pero poco después emitió declaraciones para distanciar a su partido de la forma en que la Hermandad había actuado en Egipto.

"Hemos seguido una estrategia basada en el consenso, especialmente entre los movimientos islamitas y modernistas, lo que ha salvado a nuestro país de las divisiones", declaró el jueves al periódico saudí Asharq al-Awsat.

Pero ahora, la diversa oposición tunecina de partidos de izquierda y lo que queda del régimen depuesto han recibido una dosis de energía y piden un nuevo gobierno de unidad nacional. Ya comenzó incluso una campaña de recolección de firmas similar a la de Egipto que ayudó a movilizar la oposición a Morsi en los últimos meses.

La oposición acusa a Ennahda de muchos de los mismos fracasos que provocaron la caída de la Hermandad en Egipto, como la incompetencia y el estilo arrogante de gobernar.

Issandr El Amrani, analista de asuntos del norte de África, dijo que el significado para la región es más que el triunfo de los seculares sobre los islamistas en Egipto: la realineación de la coalición original de la Primavera Arabe que derrocó a dictadores como Hosni Mubarak en Egipto y Zine El Abidine Ben Alí en Túnez.

"No es sólo un cambio contrario al islamismo, sino elementos de izquierdistas revolucionarios y liberales que en su momento se aliaron con los islamistas contra los del viejo régimen, que ahora se alían con el viejo régimen contra los islamistas", dijo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios