14 de Diciembre de 2017

Mundo

Español desesperado asalta banco para que lo encarcelen

Agobiado por las deudas, un hombre irrumpió en una sucursal bancaria en Málaga sin violencia ni agresiones, con el propósito de huir de la severa crisis que azota España.

Una sucursal de La Caixa en Málaga fue escenario del 'asalto'. (Reuters)
Una sucursal de La Caixa en Málaga fue escenario del 'asalto'. (Reuters)
Compartir en Facebook Español desesperado asalta banco para que lo encarcelenCompartir en Twiiter Español desesperado asalta banco para que lo encarcelen

Luis Méndez/Agencia Reforma
MADRID, España.- Un empresario arruinado de 35 años que atracó una sucursal bancaria de Málaga, Andalucía, con el único propósito de que lo detuviera la Policía y lo metieran en la cárcel, ya que, según declaró, se sentía agobiado por las deudas y las circunstancias personales.

Poco antes de las 14:00 horas del tiempo local, un trabajador de la sucursal de La Caixa llamó a la Policía Nacional para avisar que un hombre armado había entrado en esa entidad financiera para atracarla.

Los agentes rodearon de inmediato la zona y desplegaron el protocolo habitual que se aplica en los casos de atraco con presuntos rehenes.

Sin embargo, existía mucha más tensión en las inmediaciones que en el interior de la sucursal bancaria donde la mayoría de los empleados continuaban con su trabajo mientras el empresario arruinado confesaba a los rehenes las razones del robo.

El sujeto fue puesto en libertad por falta de elementos para procesarlo penalmente.

"Esto es un atraco, voy armado pero no les voy a hacer daño ni vengo a robar nada",  anunció el empresario al entrar en la sucursal de La Caixa, con la cara descubierta pero guardando supuestamente algunos objetos bajo el abrigo, que resultaron ser un palo de madera y un cuchillo de cocina.

Finalmente, y una vez que reiteró que no iba a hacer daño a los rehenes, la Policía detuvo al asaltante, quien se entregó sin ofrecer resistencia, ya que esperó arrodillado la llegada de los agentes en uno de los extremos de la sucursal.

Fueron los propios agentes los que tuvieron que tranquilizar al empresario, que sólo puso como condición que le taparan el rostro mientras lo trasladaban a las dependencias policiales.

Sin embargo, luego de ser detenido y declarar ante los tribunales, la Justicia lo puso en libertad condicional frustrando así la intención del empresario arruinado de ingresar en una prisión española para escapar de su dramática situación.

El Fiscal del Juzgado de Instrucción número cuatro de Málaga, luego de escuchar su declaración, calificó los hechos como una falta de coacciones, en lugar del supuesto intento de robo del que había sido acusado inicialmente por la Policía española.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios