21 de Junio de 2018

Mundo

Indultan a noruega condenada en Dubái tras ser violada

Marte Deborah Dalelv dijo que cuando acudió a denunciar la violación la policía la acusó de tener relaciones fuera del matrimonio.

Marte Deborah Dalely afirmó en marzo que fue violada por un compañero de trabajo. (Agencias)
Marte Deborah Dalely afirmó en marzo que fue violada por un compañero de trabajo. (Agencias)
Compartir en Facebook Indultan a noruega condenada en Dubái tras ser violadaCompartir en Twiiter Indultan a noruega condenada en Dubái tras ser violada

Agencias
DUBAI, Emiratos Árabes.- Una ciudadana noruega involucrada en un escándalo de violación en Dubái dijo el lunes que las autoridades suspendieron una sentencia de 16 meses en prisión por tener relaciones sexuales extramaritales y que puede dejar el país.

"Estoy muy, muy contenta", dijo Marte Deborah Dalelv a The Associated Press.

La sentencia contra Dalely, de 24 años, provocó indignación la semana pasada en Occidente y puso de manifiesto el frecuente conflicto que existe entre la imagen del Dubái amigable con Occidente y su código legal basado en el islam.

Dalely afirmó en marzo que fue violada por un compañero de trabajo, pero cuando acudió a la policía se le acusó de tener relaciones sexuales fuera del matrimonio. Su decisión de divulgar su identidad después de la sentencia la semana pasada en una serie de entrevistas al parecer presionó a las autoridades en Dubái y empañó la reputación de la ciudad de ser un centro cosmopolita, lo cual podría afectar su campaña para ser sede del Expo Mundial 2020.

"Me devolvieron mi pasaporte y me perdonaron" destacó Dalelv, quien trabajaba en una firma de diseño de interiores de Catar y fue a Dubái para una reunión de trabajo cuando ella afirma que fue violada.

Dalelv afirmó que planeaba dejar Emiratos Árabes pronto, pero "primer tengo que agradecer a mucha gente especial"

Las autoridades de Dubái no dieron declaraciones de inmediato, ni explicaron si el perdón tenía que ver con la tradición de clemencia durante el mes sagrado de Ramadán.

Tampoco estaba claro si las autoridades mantendrán la sentencia de 13 meses de prisión contra el presunto atacante de Dalely, un sudanés de 33 años que fue acusado de consumir alcohol y de tener relaciones sexuales fuera del matrimonio. Aunque se vende licor en los hoteles y restaurantes de Dubái, embriagarse públicamente puede traer graves consecuencias.

En Noruega, el canciller Espen Barth Eide dijo en un mensaje por Twitter: "¡Marte está en libertad! Gracias a todos los que firmaron para ayudarla", agregó.

Barth Eide destacó a la agencia de noticias noruega NTB que la atención prestada en los medios internacionales y las medidas diplomáticas de Noruega ayudaron a Dalelv, que está en libertad condicional hasta su próxima comparecencia a principios de septiembre. Noruega también recordó a Emiratos Árabes sus obligaciones bajo los acuerdos suscritos en las Naciones Unidas de investigar seriamente las acusaciones de violencia contra las mujeres.

"Emiratos Árabes y Dubái son una sociedad que cambia rápidamente. Su decisión no sólo afecta a Marte Dalelv, que ahora puede viajar a su país si lo desea, sino que es un llamada de atención sobre la situación legal en muchos otros países", indicó Barth Eide.

El primer ministro de Noruega, Jens Stoltenberg, escribió en Twitter: "Me alegra que Marte haya sido perdonada y que sea una mujer libre nuevamente".

Dalelv afirmó que planeaba dejar Emiratos Árabes pronto, pero "primer tengo que agradecer a mucha gente especial", inclusive grupos locales que le dieron su respaldo. Se hospeda en un centro de asistencia relacionado con Noruega.

La AP no acostumbra identificar los nombres de las presuntas víctimas de agresión sexual, pero Dalelv se presentó públicamente ante los medios noticiosos.

En una entrevista con la AP la semana pasada, recordó que huyó al vestíbulo del hotel y pidió que llamaran a la policía después de la presunta agresión. El personal del hotel le preguntó si estaba segura de involucrar a la policía, relató la mujer.

"Por supuesto que deseo llamar a la policía", dijo. "Esa es la reacción natural del lugar de donde vengo", agregó.

Estuvo presa cuatro días antes de poder llamar a su padrastro en Noruega.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios