24 de Septiembre de 2018

Mundo

También mamás lesbianas celebran Día de la Madre

Relatan cómo han podido salir adelante en Canadá, donde se respeta más que en México la diversidad sexual.

Alex Flores y Jane son dos lesbianas que celebran con sus hijos el Día de la Madre, como muchas otras mujeres. (Notimex)
Alex Flores y Jane son dos lesbianas que celebran con sus hijos el Día de la Madre, como muchas otras mujeres. (Notimex)
Compartir en Facebook También mamás lesbianas celebran Día de la MadreCompartir en Twiiter También mamás lesbianas celebran Día de la Madre

Agencias
TORONTO, Canadá.- Las mamás lesbianas celebran su día en Canadá con la libertad de contar con un marco legal y cultural que respeta su diversidad sexual.

“Mis hijos saben que tienen dos mamás y lo entienden”, dijo a Notimex la mexicana Alex Flores, casada con una canadiense y ambas son madres –una biológica y otra adoptiva— de dos niños de ocho y cinco años de edad.

“Mis hijos se refieren a nosotras como “mamá y mami” y en su escuela tienen respeto por la diversidad sexual. En el Día de la Madre nos hacen dos regalos y en la mañana nos preparan un sandwich”, explicó Flores, una artista visual originaria de la Ciudad de México y quien lleva 14 años en Canadá.

“Conforme fueron creciendo, nuestros hijos se dieron cuenta que tenían dos mamás y les explicamos que había familias de mamá y papá o de dos papás o de madres solas y lo entendieron”.

La ley canadiense le permitió casarse con Jane y cuando deseaban ser madres, encontraron a un donante, un mexicano gay.

“Como yo soy mexicana, para mí era muy importante que mis hijos tuvieran sangre mexicana, así que lo hablamos con nuestro amigo, quien estuvo de acuerdo.

“Nosotras queríamos tener un donante conocido para que nuestros hijos supieran quién es su papá e involucrarlo dentro de nuestra familia”, refirió.

Derecho

Canadá permite que legalmente el donante ceda sus derechos a la mamá adoptiva. “Ese trato lo hicimos desde antes de los embarazos. El papá no tiene responsabilidad económica y respeta nuestras decisiones”.

“Somos una familia muy unida de seis personas porque el papá tiene una pareja desde hace cuatro años”, destacó.

Alex Flores consideró que entre más personas haya alrededor de sus hijos que los quieran, que los apoyen, es lo mejor, “porque como dijo Hillary Clinton: para educar a un niño se necesita de toda la comunidad”, recordó.

La pareja de Alex y Jane vive su modelo familiar como algo normal: “No hemos sentido ninguna diferencia en el trato de la escuela con mis hijos, esto en Canadá es algo normal”.

Vivencias opuestas

Para otras madres lesbianas inmigrantes en Canadá este 10 de mayo no es tan halagüeño.

Otra mexicana lesbiana, que prefirió llamarse “Lizeth P.”, pues el trámite para traer a sus hijos está en proceso, dijo que este 10 de mayo los verá a través de la computadora, como lo ha hecho en los últimos seis años.

Lizeth P. estuvo casada con el padre de sus dos hijos, pero sufrió violencia doméstica. Después de la separación, comenzó una relación con una mujer, quien le sugirió que vinieran a Canadá en busca de un mejor futuro para ellas y sus hijos.

Pisaron tierras canadienses un 19 de marzo de 2009. A los seis meses terminó su relación de pareja. Ella pidió refugio por violencia doméstica y por su inclinación sexual, cuyo caso tardó más de cinco años.

“En todos estos años he estado en contacto con mis hijos por teléfono y a través de Skype”, dijo Lizeth, quien ahora se siente feliz con su nueva pareja, Heidi.

Sus hijos varones tienen 10 y 11 años de edad y están al cuidado de su abuela.

“En Canadá he trabajado hasta doble turno para mandar dinero a México para mi mamá, mi hermano y mis hijos”, relató.

Aceptación

En estos seis años, sus hijos fueron entendiendo que su madre había sido golpeada y maltratada por su padre y que ella ahora ha encontrado refugio en parejas mujeres.

“Al principio sentí el rechazo de mi familia, mi mamá no lo aceptaba, pero con el paso de los años ella fue quien le explicó a mis hijos que yo vivía con una mujer”, detalló.

“Pensaba explicárselo a mis hijos cuando estuvieran acá en Canadá, para que vean que eso es normal. De hecho tengo un primo gay, pero como mi mamá les dijo ahora ya lo saben, les expliqué que mi pareja era una mujer y que todos los queríamos”.

Ante esta confesión sus niños le respondieron: “Si mamá está bien, nosotros te queremos como eres”.

Una vez que obtuvo la residencia canadiense, esta madre mexicana ha trabajado duro y está ahorrando para poder traer a sus dos hijos. El próximo 16 de mayo realizará un evento para recaudar fondos y pagar los boletos de avión.

“Este domingo hablaré con ellos por Skype, como los últimos años, pero espero juntar dinero pronto para poder mandar por ellos y poder abrazarlos y besarlos”, dijo Lizeth.

Gobernante lesbiana

“Este Día de las madres me siento algo triste porque me encantaría estar con mis hijos, pero ya falta poco. En Canadá me siento contenta, libre, ya no soy imán para las personas violentas”, afirmó.

La provincia de Ontario, la más poblada del país y gobernada por una mujer lesbiana que también es madre, está por introducir un nuevo currículum en el sistema educativo que da mayor información sobre educación sexual y que incluye las diferentes opciones de núcleo familiar.

Alex Flores expresó que México todavía tiene mucho por hacer, pues no ha podido registrar a sus hijos como mexicanos, ya que el formato no le permite colocar a su esposa Jane como la segunda madre.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios