20 de Agosto de 2018

Mundo

Cerveza mexicana a la conquista de consumidores premium de Brasil

La marca se encuentra posicionada en restaurantes mexicanos de Río de Janeiro y Sao Paulo, pero su distribución es todavía muy modesta.

La Corona se venderá como “súper premium” y competirá por hacerse un hueco en el mercado de cervezas foráneas. (Archivo/SIPSE)
La Corona se venderá como “súper premium” y competirá por hacerse un hueco en el mercado de cervezas foráneas. (Archivo/SIPSE)
Compartir en Facebook Cerveza mexicana a la conquista de consumidores <i>premium</i> de BrasilCompartir en Twiiter Cerveza mexicana a la conquista de consumidores <i>premium</i> de Brasil

Agencias
SAO PAULO, Brasil.- Con una presencia escasa en la actualidad, la cerveza hecha en México busca un lugar en el sector “premium” de las bebidas alcohólicas de Brasil, donde a partir de unas semanas llegará la célebre “Corona”, según informó Notimex.

La empresa AB InBev, la mayor productora mundial de cerveza, tiene previsto lanzar en pocas semanas en Brasil la “Corona”, que será importada de México, se venderá como “súper premium” y competirá por hacerse un hueco en el mercado de cervezas foráneas cuyo precio está por encima de tres dólares la botella.

La marca se encuentra en la mayoría de los restaurantes mexicanos de Río de Janeiro y Sao Paulo, pero su distribución es todavía muy modesta en un país de 202 millones de personas y gran potencial, pues tiene la cerveza como bebida de base para acompañar las comidas en grupo.

Su competidora directa en mercados foráneos, la “Sol”, propiedad del grupo holandés Heineken, ya se encuentra en Brasil desde 2006, pero es producida a nivel local.

Heineken produce “Sol” en una fábrica de Araraquara, en el estado de Sao Paulo, y planea invertir casi 10 millones de dólares en reforzar la imagen del producto por medio de varias campañas de marketing en los próximos meses, según datos públicos de la compañía.

Pese a ser un gran consumidor de cerveza, Brasil se encuentra todavía dentro del rango de los países que optan por las marcas locales y el sector bajo, en especial en momentos en que la economía brasileña sufre un período de desaceleración económica, según los expertos.

En 2012 México exportó cerveza a Brasil por valor de cinco millones de dólares, pero esa cifra cayó el año siguiente y de enero a octubre de 2013 el país sudamericano apenas importó cerveza mexicana por valor de medio millón de dólares.

Sólo 5.6 por ciento del mercado brasileño está integrado por las marcas “premium”, entre las que se encuentran las importadas, que no pueden competir en precio con los fabricantes locales, pero sí encuentran consumidores entre las clases media y alta.

En comparación, en otros países este tipo de cervezas suponen entre 15 y 20 por ciento del total del mercado, situación que empresas como Heineken creen que acontecerá también en Brasil en los próximos años.

Tercer mayor fabricante mundial de esta bebida alcohólica, con 13.5 mil millones de litros producidos en 2013, Brasil cuenta con más de 50 fábricas por todo el país, así como 1.2 millones de punto de venta, según datos de la Asociación Brasileña de la Industria de la Cerveza (CervBrasil).

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios