11 de Diciembre de 2018

Mundo

Naúfrago salvadoreño regresa a México a cumplir una promesa

José Salvador prometió al pescador mexicano Ezequiel Córdova, quién falleció a los cuatro meses de haber zarpado, que se reuniría con su familia.

José Salvador Alvarenga todavía no se recupera de una bactería  que le encontraron por comer pescado crudo durante su naufragio. (Agencias/Archivo)
José Salvador Alvarenga todavía no se recupera de una bactería que le encontraron por comer pescado crudo durante su naufragio. (Agencias/Archivo)
Compartir en Facebook Naúfrago salvadoreño regresa a México a cumplir una promesaCompartir en Twiiter Naúfrago salvadoreño regresa a México a cumplir una promesa

Agencias
SAN SALVADOR, El Salvador.- José Salvador Alvarenga, el náufrago salvadoreño que dice haber pasado más de un año a la deriva en el Océano Pacífico y que tuvo un recibimiento de héroe al regresar a su país, viajará a México a cumplir una promesa que le hizo a su amigo que no sobrevivió la travesía, según informó Associated Press.

Alvarenga le había prometido al pescador mexicano Ezequiel Córdova, quien falleció a los cuatro meses de haber zarpado, que se reuniría con su familia, dijo el abogado del salvadoreño.

Alvarenga y Córdova "hicieron un pacto, que el que sobreviviera iría donde la familia del otro a contarles lo que pasó", dijo el jueves a la AP el abogado, Benedicto Perlea.

José Salvador dice que todos los días sueña con su compañero el pescador mexicano Ezequiel Córdova, quien le pide que regrese a México

"Salvador aún no se recupera, tiene problemas para caminar y se está recuperando de una bacteria que le encontraron (por comer pescado crudo), pero él dice que tiene que cumplir la promesa que le hizo a su amigo", agregó.

"Dice que lo sueña todos los días, dice que cuando está dormido ve que su amigo le dice que tiene que ir a contarle a su familia", dijo el abogado que ya está tramitando las visas en la embajada de México en San Salvador.

Señaló que ya les han prometido las visas para él y Salvador, pero éste quiere que lo acompañen sus padres, José Ricardo Orellana y María Julia Alvarenga.

Alvarenga, de 37 años, y Córdova se hicieron a la mar en una pequeña lancha a finales de 2012, en las costas del estado sureño de Chiapas, México y nada se supo de ellos hasta que el salvadoreño apareció en las Islas Marshall, donde recibió atención médica para luego viajar a su natal El Salvador.

Según Alvarenga Córdova tenía 22 años cuando se embarcaron en México, pero "murió a los cuatro meses" de haber zarpado. Dice que se alimentó de pescado, tortugas y pájaros, que bebió la sangre de las tortugas, se comió los ojos de los pájaros y bebió sus excreciones.

Córdova "murió de hambre y sed" porque se negó a comer y beber a lo que él mismo echó mano para sobrevivir, según el salvadoreño.

El caso de Alvarenga atrajo la atención de todo el mundo y cientos de periodistas llegaron al país, ávidos de conocer en detalle una odisea que muchos consideran un cuento chino: un hombre que atraviesa 10,500 kilómetros en el Océano Pacífico en un pequeño bote entre México y las Islas Marshall.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios