¡Histórico! Celebra el Papa Domingo de Ramos sin fieles

Ante una plaza vacía en la basílica de San Pedro, el santo padre pidió valentía para enfrentar la pandemia, que ya cobró la vida de 65 mil personas en el mundo.

|
El Papa Francisco sostiene una rama de palma mientras celebra la Misa del Domingo de Ramos a puertas cerradas en la Basílica de San Pedro, en el Vaticano. (Foto AP / pool / Alberto Pizzoli)
El Papa Francisco sostiene una rama de palma mientras celebra la Misa del Domingo de Ramos a puertas cerradas en la Basílica de San Pedro, en el Vaticano. (Foto AP / pool / Alberto Pizzoli)

Roma.- El Papa Francisco pidió este domingo ante una plaza vacía en la basílica de San Pedro, en El Vaticano, valentía para enfrentar la pandemia de coronavirus Covid-19, que ya se cobró la vida de 65 mil personas en el mundo, aunque una luz de esperanza surge en España.

Normalmente, decenas de miles de romanos, turistas y peregrinos con palmas y ramas de olivo habrían llenado una misa al aire libre dirigida por el pontífice. En lugar de eso, Francisco dirigía la ceremonia en la Basílica de San Pedro, que parecía aún más grande al verse tan vacía.

Debido a la propagación del coronavirus en Italia, el Papa dirigió un mensaje a una plaza de San Pedro completamente vacía.

El obispo de Roma solo estuvo acompañado por Guido Marini, el responsable de las celebraciones litúrgicas, y un reducido grupo de auxiliares.

Realizó una corta procesión por la nave central de la basílica, la cual fue adornada con olivos en macetas, mientras él portaba un manojo de hojas de palma.

El llamado del sumo pontífice en la misa de Domingo de Ramos para enfrentar la pandemia, llegó luego de que el presidente Donald Trump pidiera a los estadounidenses prepararse para una semana "horrible" y antes de un inusual discurso de la reina Isabel II que pedirá este domingo a los británicos asumir unidos el "desafío" de la pandemia.

(Agencia Reforma)

"Mirad a los verdaderos héroes que salen a la luz en estos días. No son los que tienen fama, dinero y éxito, sino son los que se dan a sí mismos para servir a los demás. Sentíos llamados a jugaros la vida. No tengáis miedo de gastarla por Dios y por los demás: ¡La ganaréis!", dijo el papa en una basílica vacia, salvo por un puñado de religiosos y religiosas, sentados cada uno en un banco.

Los implacables número de la enfermedad Covid-19 no dejan de aumentar: hasta este domingo había más de 1.2 millones de contagios en 190 países y 65 mil 272 muertos desde que el virus apareció en China en diciembre, según el último conteo de AFP.

Más de 47 mil de las muertes están en Europa, pero España e Italia, los más golpeados y ya con sus sistemas sanitarios colapsados, registran una caída de la llegada de enfermos a los hospitales.

"Empezamos a ver la luz al final del túnel", dijo el jefe de gobierno español Pedro Sánchez, que el sábado extendió hasta el 25 de abril el estricto confinamiento que lleva ya tres semanas en España.

También te puede interesar: IMSS de Monclova presenta el mayor número de trabajadores contagiados por COVID-19

Las cifras parecen sostener su esperanza. Este domingo, el país observó un descenso por tercera jornada consecutiva, su parte diario más bajo de los últimos diez días, con 674 muertos. Hasta ahora, 12.418 personas han perdido la vida por la COVID-19 en España.

De crecer diariamente cerca del 30%, el número de muertes aumentó en un 5,7% en las últimas horas.

Italia, que tiene el récord mundial con 15.362 muertos, también reporta avances. El sábado tuvo 681 fallecimientos, un descenso de más del 10% y los pacientes en cuidados intensivos bajaron a menos de 4.000, por primera vez desde el inicio de la crisis.

"Es una noticia importante porque permite a nuestros hospitales respirar", declaró el jefe de protección civil de Italia, Angelo Borrelli.

(Con información de El Universal y AP)

noticias relacionadas