26 de Septiembre de 2018

Mundo

Francisco, el Papa que logró reconciliar a Cuba y EU

La llegada del Sumo Pontífice a la isla cobra un matiz especial ya que fue uno de los impulsores en el deshielo de la relación con Estados Unidos.

La Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba, presidirá la primera misa que oficiará el Papa Francisco en la Habana. El Sumo Pontífice estará en la isla cuatro días. (AP)
La Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba, presidirá la primera misa que oficiará el Papa Francisco en la Habana. El Sumo Pontífice estará en la isla cuatro días. (AP)
Compartir en Facebook Francisco, el Papa que logró reconciliar a Cuba y EUCompartir en Twiiter Francisco, el Papa que logró reconciliar a Cuba y EU

Agencias
WASHINGTON, D.C.-  En Cuba todo está listo para recibir este sábado a Francisco, el tercer papa que visita el país, un viaje cargado de simbolismo por el papel que la diplomacia vaticana desempeñó en la reconciliación con Estados Unidos, que levantó el viernes más sanciones contra la isla que relajan el embargo.

El papa aterrizará en La Habana para iniciar un viaje de cuatro días por el país que lo llevará también a las ciudades de Holguín y Santiago de Cuba, desde donde partirá para EU, segunda parada de una gira por los dos países que contribuyó a acercar durante 18 meses de negociaciones secretas para poner fin a medio siglo de enemistad.

"Hay mucha alegría entre creyentes y no creyentes. Esperamos que sea una visita de mucho regocijo y esperanza como las anteriores visitas papales", indicó Roberto Jardines, un bicitaxista de 54 años, aunque aclara que la de Francisco es "especial" por su papel como "impulsor de los cambios que están sucediendo en Cuba".

Su esperanza es que el pontífice presione ahora en favor del fin del bloqueo "criminal y injusto" de Estados Unidos, que justo en vísperas de la visita papal, suavizó sanciones a los viajes, al comercio y al envío de remesas, nuevos pasos hacia la normalización.

Como preludio del viaje, la televisión estatal de Cuba emitió el jueves en horario estelar un videomensaje del papa al pueblo cubano, en el que elogió "el ánimo con que afrontan las dificultades de cada día, el amor con que se ayudan y se sostienen en el camino de la vida".

Diálogo presidencial

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y su colega cubano Raúl Castro elogiaron el papel del Papa Francisco en el proceso de acercamiento de los dos países, en anticipación de la llegada del Pontífice a La Habana.

Obama y Castro conversaron telefónicamente para discutir el estado del proceso de normalización de relaciones y subrayaron la importancia del restablecimiento de relaciones y la reapertura de embajadas en sus respectivas capitales.

“Los dos presidentes encomiaron el rol que el Papa ha jugado en la promoción de las relaciones entre los dos países”, señaló la Casa Blanca en un comunicado.

Durante la conversación, Obama y Castro destacaron la cooperación entre médicos estadunidenses y cubanos en el marco de la visita del buque hospital estadounidense Comfort a Haití esta semana.

Asimismo discutieron los pasos que Estados Unidos y Cuba deben tomar de manera conjunta e individual para promover la cooperación bilateral, aún cuando mantienen diferencias en asuntos importantes, que son discutidas de manera franca, se indicó en el breve comunicado.

El papa Francisco es el tercer pontífice católico que visita la isla.

Aquí un vistazo a las dos visitas previas y a lo que se espera tras su llegada a la isla el 19 de septiembre:

Papa Francisco

Arribará el 19 de septiembre en una visita de cuatro días. Oficiará una misa en la Plaza de la Revolución, la principal plaza de La Habana, el domingo por la mañana y por la tarde visitará a sacerdotes, miembros de órdenes religiosas y seminaristas en la Catedral capitalina. 

El lunes oficiará otra misa en la ciudad de Holguín, al este, y una tercera el martes en el santuario de la Virgen de la Caridad del Cobre, en las afueras de Santiago, en el extremo oriental de la isla. Después de visitar la catedral de Santiago partirá a Estados Unidos.

Benedicto XVI

Visitó Cuba tres días del 26 al 28 de marzo del 2012, durante un nuevo período de transición bajo el gobierno de Raúl Castro. 

El presidente lo recibió a su llegada y asistió a una misa papal en Santiago para festejar el 400mo aniversario del descubrimiento de la imagen de la Virgen de la Caridad del Cobre, la santa patrona de Cuba. 

Benedicto ofició también una misa en La Habana y se reunió con el ex presidente Fidel Castro. El pontífice exhortó a los cubanos a "revitalizar su fe" y a que se afanen por "construir una sociedad renovada y abierta, una sociedad mejor, más digna de la humanidad". 

Hizo el llamamiento en Santiago, la segunda ciudad más importante de la isla y de donde son oriundos los hermanos Castro.

Juan Pablo II

Hizo la primera visita papal a la isla del 21 al 25 de enero de 1998. Se encontró con el entonces presidente Fidel Castro, visitó un centro de leprosos y habló con líderes religiosos. 

Ofició misas en las ciudades de Santa Clara, Camagüey, Santiago y La Habana, en la Plaza de la Revolución. A un costado de la Biblioteca Nacional, que se encuentra junto a la plaza, se erigió una gigantesca imagen del Sagrado Corazón de Jesús para que sirviese de fondo al altar papal. 

La visita de Juan Pablo es considerada un paso importante en el proceso de apertura gradual que desembocó en la reciente reanudación de relaciones con Estados Unidos. Durante un discurso Juan Pablo dijo su recordada frase de que Cuba debía "abrirse al mundo y el mundo abrirse a Cuba".

Pero la relación entre la Iglesia y el Estado cubano no ha sido siempre miel sobre hojuelas. Aquí un breve repaso a los acontecimientos más importantes de la Iglesia católica en Cuba a partir de la revolución:

Primera época

La Iglesia católica, muy identificada con las clases altas de Cuba, adoptó posturas fuertemente anticomunistas antes de que Fidel Castro declarase que el país era socialista en 1961. 

El gobierno acusó posteriormente a prominentes católicos de tratar de derrocarlo. Los actos religiosos públicos fueron prohibidos después de que las procesiones se convirtiesen en protestas políticas, algunas de las cuales se tornaron violentas. Cientos de sacerdotes extranjeros, la mayoría españoles, fueron expulsados. 

Las más de 150 escuelas católicas que llegó a haber en Cuba fueron nacionalizadas. Muchos curas cubanos, incluido el hoy cardenal Jaime Ortega, fueron enviados a campamentos agrícolas a mediados de la década de 1960. 

El gobierno se declaró oficialmente ateo y se vetó al acceso de los creyentes de cualquier fe religiosa al Partido Comunista.

Comienza el deshielo

En 1992 el gobierno retiró de la constitución el artículo que lo declaraba ateo y comenzó un acercamiento gradual entre la iglesia y el estado, que culminó con una primera visita papal en 1998 y la autorización de algunas actividades religiosas al aire libre.

Primer cardenal cubano

En noviembre de 1994 el papa Juan Pablo II nombró a Ortega cardenal, el primero que tuvo Cuba en más de tres décadas y el segundo en la historia de la isla.

(Información de The Associated Press)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios