16 de Octubre de 2018

Mundo

La historia del sacerdote que salvó a 500 mil pobres en África

Candidato al Nobel de la Paz, el cura ha logrado construir una verdadera ciudad para la gente más humilde de África.

Pedro Opeka ha dedicado su vida a ayudar a los más pobres de África. Imagen de archivo. (madagascar-foundation.org)
Pedro Opeka ha dedicado su vida a ayudar a los más pobres de África. Imagen de archivo. (madagascar-foundation.org)
Compartir en Facebook La historia del sacerdote que salvó a 500 mil pobres en ÁfricaCompartir en Twiiter La historia del sacerdote que salvó a 500 mil pobres en África

Agencias
LONDRES, Inglaterra.- El sacerdote argentino Pedro Opeka, a quién algunos llaman 'La Madre Teresa con pantalones', se instaló a los 22 años en África, impactado por las horribles condiciones en las que vivía la gente. 

El candidato al Nobel de la Paz en 2015, logró construir una verdadera ciudad para la gente más humilde y salvó a 500 mil personas de la pobreza extrema.

El padre Pedro Opeka llegó a Madagascar en 1970, cuando tenía 22 años, después de su ordenación. Impactado por cómo vivía la gente en uno de los países más pobres de África, se quedó para siempre logrando salvar a 500 mil personas que vivían de la basura y creando una verdadera ciudad para los pobres, publica RFI. 

"Cuando llegué a Antananarivo, la capital, vi miles y miles de personas que vivían de uno de los basurales más grandes del mundo. Esa noche no dormí y le pedí a Dios que me dé fuerzas para rescatarlos de ahí", describe al 'Clarín' su experiencia.

Para ganarse la confianza del pueblo y romper con el estereotipo de ser el único blanco –algo que le tomó tiempo- el sacerdote recurrió al futbol. 

En 1990, el padre Opeka fundó Akamasoa ('Los buenos amigos', en idioma malgache). 

Ese lugar para los pobres rápidamente se convirtió en una gran ciudad con 25 mil habitantes, que cuenta con 17 barrios, cinco guarderías, cuatro escuelas, un liceo para mayores y 4 bibliotecas. Para quedarse a vivir allí solo es necesario trabajar, enviar los hijos al colegio y respetar las normas básicas de convivencia.

Conocido también bajo los nombres de 'Soldado de Dios', 'La Madre Teresa con pantalones', 'El Santo de Madagascar' y 'El apóstol de la basura', en 2015 el padre Opeka fue propuesto para el Nobel de la Paz. 

Quién es Pedro Opeka

Pedro Pablo Opeka nace el 29 de junio de 1948 en San Martín, distrito del Gran Buenos Aires (Argentina), una tierra de hospitalidad sin límites. Su padre, Luis Opeka, y su madre, María Marolte, son eslovenos.

En 1945 Luis Opeka, de profundas convicciones cristianas, es arrestado por los comunistas de Tito y se le condena a muerte, pero logra escapar a  Italia en donde conoce a María, su esposa, antes de partir a Argentina.

Pedro Opeka crece en las calles de un suburbio de Buenos Aires. Su conciencia se va formando en los conceptos de justicia y verdad.

Entra como alumno interno en los Misioneros Paúles. Le toma gusto al estudio, al fútbol y al Evangelio. La personalidad de Jesús le fascina, le atraen el amor a los pobres y la vida sencilla.

A los veinte años, en 1968 se va, para completar su formación, a Ljubljana, en la Eslovenia yugoslava, tierra de ensueño y de una belleza natural excepcional, y tierra de sus padres. Sin embargo, su entusiasmo pronto se desvanece por la uniformidad de un comunismo monocromo que solamente tolera a los católicos.

El 28 de septiembre de 1975, en Buenos Aires, es ordenado sacerdote. Es inmediatamente enviado a Madagascar, como párroco de Vangaindrano, en la costa sureste de la isla. 

En 1989, gracias a sus buenos resultados entre los jóvenes, los superiores lo envían a Antananarivo, para encargarse de la formación de los seminaristas.

(Con información de actualidad.rt.com y somos.vicencianos.org)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios