18 de Diciembre de 2017

Mundo

Cae mito de cárceles seguras en EU

Un estudio de The Associated Press revela que más de 220 presos están prófugos; la mayoría huyó hace décadas.

Foto distribuida por la policía estatal de NY de Richard Matt y David Sweat, quienes escaparon de la penitenciaría Clinton en Dannemora, Nueva York. (Agencias)
Foto distribuida por la policía estatal de NY de Richard Matt y David Sweat, quienes escaparon de la penitenciaría Clinton en Dannemora, Nueva York. (Agencias)
Compartir en Facebook Cae mito de cárceles seguras en EUCompartir en Twiiter Cae mito de cárceles seguras en EU

Agencias
NUEVA YORK, EU.- Ocultos en algún lugar están un asesino confeso que salió por los conductos de ventilación de una cárcel en Texas, un asesino que aparentemente escapó de una cárcel de Indiana en un camión de basura y un condenado en Florida al que sus cómplices encerraron en un cajón en el taller de carpintería de la cárcel para que un camión lo llevara a la libertad.

En un estudio que abarcó todo el país, The Associated Press descubrió que más de 220 presos de cárceles estatales aparecen como prófugos. La mayoría huyó hace décadas, lo cual significa que las probabilidades de hallarlos son ínfimas, si es que están vivos.

Con todo, "uno no los olvida", dijo el exjefe penitenciario de Oklahoma James Saffle, quien dedicó 11 años de su vida a perseguir prófugos. "A veces realizan algún acto que provoca algo".

Desde hace dos semanas, unos 800 policías federales, estatales y locales peinan los bosques y pantanos en torno de una cárcel de máxima seguridad en el norte del estado de Nueva York en busca de dos asesinos convictos que usaron herramientas eléctricas para abrirse paso. La cacería está en su etapa local e intensiva.

Cuando disminuyen las observaciones y fracasan las redadas, algunos estados vuelven periódicamente sobre los prófugos, vigilan sus cómplices y comprueban bases de datos de impresiones digitales, certificados de defunción y otros documentos en busca de pistas.

Sin embargo, sobre todo deben conservar la esperanza de que habrá una denuncia inesperada o que el prófugo cometerá el error de comunicarse con un pariente o hacerse arrestar por otro delito.

Las fugas con éxito de cárceles seguras son infrecuentes. Al menos 24 estados dicen que no tienen prófugos de esos en sus listas.

Según la Oficina de Estadísticas Judiciales de Estados Unidos, unos dos mil presos estatales o federales escaparon o desaparecieron en 2013, pero esa cifra no aclara cuántos fueron atrapados ni distingue entre los que escaparon de una cárcel y los que huyeron durante un permiso de salida.

La AP pidió a todos los estados el total de prófugos de cárceles estatales seguras que no les permitían salidas. California, el estado más poblado y Ohio no respondieron de inmediato y los demás brindaron cifras de las últimas décadas, de manera que el total es casi con seguridad más alto que los 224 contados por la AP.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios