20 de Octubre de 2018

Mundo

Rebeldes filipinos toman a 300 rehenes

Los insurgentes y las fuerzas gubernamentales se enfrentaron dejando por lo menos ocho muertos.

Varios soldados atienden a otro herido por un francotirador tras un enfrentamiento entre una patrulla naval filipina y presuntos insurgentes. (Agencias)
Varios soldados atienden a otro herido por un francotirador tras un enfrentamiento entre una patrulla naval filipina y presuntos insurgentes. (Agencias)
Compartir en Facebook Rebeldes filipinos toman a 300 rehenesCompartir en Twiiter Rebeldes filipinos toman a 300 rehenes

Agencias
MANILA, Filipinas.- Unos 200 insurgentes musulmanes apresaron a casi 300 rehenes el lunes tras chocar con fuerzas gubernamentales y entrar en varias poblaciones costeras del sur de las Filipinas, dejando por lo menos ocho muertos, dijeron las autoridades.

El combate ocurrió después que los soldados respaldados por tanques impidieron que los guerrilleros del Frente Moro de Liberación Nacional - armados con fusiles automáticos y lanzagranadas - entraran en la ciudad de Zamboanga, un importante centro portuario, para flamear su bandera en el ayuntamiento, dijo el teniente coronel Ramón Zagala, un vocero militar.

Agregó que los insurgentes están acorralados en un barrio musulmán costero llamado Río Hondo y se niegan a negociar con las fuerzas de seguridad.

La alcaldesa de Zamboanga María Isabelle Climaco dijo que batallas esporádicas mataron a un miembro de las fuerzas especiales de la armada, un policía y cuatro civiles y que 24 insurgentes, civiles y soldados resultaron heridos. El alto mando indicó que fueron muertos por lo menos dos insurgentes.

Los soldados rodearon un hospital, y la mayor parte de los comercios, negocios y escuelas cerraron

"Se hace todo lo posible para solucionar la crisis lo antes posible con daños mínimos de vidas y bienes", indicó Climaco.

Los militares y la policía indicaron inicialmente que 20 residentes fueron hechos rehenes por los insurgentes pero Zagala aclaró luego el lunes que hasta 290 personas quedaron cautivas en tres aldeas cerca de Río Hondo, según las informaciones de las fuerzas gubernamentales.

Alberto Sumalpong dijo que él y su familia fueron despertados por el fuego de fusilería y huyeron de su aldea, pero regresaron más tarde para inspeccionar sus bienes. "Algunos lugareños volvieron para examinar sus viviendas pero al final fueron hechos rehenes", dijo a The Associated Press por teléfono.

Zagala dijo que los insurgentes pensaban entrar en Zamboanga, un congestionado puerto de casi un millón de residentes, e izar su bandera en el ayuntamiento pero las fuerzas gubernamentales descubrieron el plan tres días antes y ocuparon posiciones defensivas.

"No podemos tolerar que otras fuerzas armadas desfilen por nuestras ciudades. Eso es inaceptable", agregó.

Las tomas de televisión mostraron a la tropa gubernamental y la policía en uniformes de combate parapetadas en edificios mientras los residentes huían con bolsas de ropa. Los soldados rodearon un hospital, y la mayor parte de los comercios, negocios y escuelas cerraron.

Los insurgentes exigieron que los soldados retiraran un tanque y los francotiradores de los tejados de los edificios, advirtiendo que matarían un rehén si eran lesionados.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios