25 de Septiembre de 2018

Mundo

Yo quería ser carnicero, me gustaba ver el cuchillo cortar la carne: Papa

En una audiencia con miles de niños cantores, el Pontífice cuenta sus aspiraciones de cuando era niño y hasta hace bromas.

El Papa Francisco durante su discurso en la misa de víspera del año nuevo en la Basílica de San Pedro en el Vaticano. (Foto AP / Gregorio Borgia)
El Papa Francisco durante su discurso en la misa de víspera del año nuevo en la Basílica de San Pedro en el Vaticano. (Foto AP / Gregorio Borgia)
Compartir en Facebook Yo quería ser carnicero, me gustaba ver el cuchillo cortar la carne: PapaCompartir en Twiiter Yo quería ser carnicero, me gustaba ver el cuchillo cortar la carne: Papa

Agencias
Ciudad del Vaticano.- El Papa Francisco respondió hoy las ocurrentes preguntas de algunos niños, reconoció que se enoja pero aclaró que “no muerde” y aseguró que de pequeño quería ser carnicero porque le gustaban los cuchillos grandes, según informó Notimex.

Francisco recibió en audiencia, en el Aula Pablo VI del Vaticano, a más de seis mil niños cantores de coros religiosos de diversos países y bromeó con ellos.

A la interrogante “¿alguna vez se enoja?” contestó: “Sí, me enojo pero no muerdo. Y recuerdo cuando yo hago enojar. Enojarse hace mal a uno mismo, envenena. Hay gente que tiene el alma amarga, que todas las mañanas se lava los dientes con vinagre”.

Y abundó: “Vivir enojado es una enfermedad. Y el remedio es rezar más. Un propósito para el nuevo año es rezar más.

Una pequeña le cuestionó qué quería ser de pequeño y él exclamó: “¡Carnicero! Porque le veía con el cuchillo cortar la carne y me gustaba”.

“Hay niños que no tienen qué comer en el mundo, hay niños que no pueden ir a la escuela porque está la guerra, o no hay escuelas, hay niños que cuando se enferman no pueden ir a un hospital. Recen por estos niños, recen”, agregó.

El Papa Francisco señaló que el mundo no siempre será malo, puede mejorar, y consideró necesario hablar de una “cosa que no gusta”. Entonces constató que en el mundo hay una lucha entre el bien y el mal, entre diablo y Dios.

Sostuvo que cuando se hacen maldades, aunque sean pequeñas, son inspiración del demonio. El mal, precisó, se puede hacer en grande y en cosas simples, tanto en la guerra como en un muchacho o una muchacha mentirosos.

Más adelante lamentó que no se publiquen en los medios las cosas buenas porque, explicó, a la gente le gusta más ver las cosas feas y las malas noticias.

“¿Por qué no se ve en la televisión a la familia que educa bien? Porque existe esta atracción hacia el mal. Existe tanta gente santa pero no se ve en la televisión porque eso no tiene rating, no tiene publicidad”, indicó Francisco.

“Si quieres tener rating sea periodístico, en televisión, muestra sólo las cosas feas. De las cosas buenas la gente se aburre o no se saben presentar, hacerlas ver bien”, añadió.

La tarde de este jueves 31 de diciembre el Papa Francisco despedirá el año con el rezo de las vísperas y el canto del himno de gozo “Te deum”, en la Basílica de San Pedro. La mañana del 1 de enero celebrará una misa dedicada a la Virgen María.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios