16 de Diciembre de 2019

Opinion

Cruzar los dedos, ¿única opción?

El poder de la pluma

Compartir en Facebook Cruzar los dedos, ¿única opción?Compartir en Twiiter Cruzar los dedos, ¿única opción?

Cruzar los dedos y actuar con el mayor optimismo posible es lo que tendremos que hacer en (por lo menos) los poco más de seis meses que le faltan a este año. Porque con tantos riesgos y tantos flancos de lucha abiertos por el gobierno federal francamente no tenemos más opción que apoyar a éste en todo lo posible a fin de conjurar la serie de amenazas que se ciernen sobre el país.

Nadie quiere ser catastrofista, pero tampoco podemos cerrar los ojos y fingir que todo está bien. En el tema económico, por ejemplo, en la semana que acaba de terminar instituciones oficiales y firmas privadas de asesoría redujeron su proyección de crecimiento económico del país a niveles de 1.3%, mucho menos que el magro 2% que tanto criticó Andrés López durante sus campañas, y muy lejos del 4% que ofreció alcanzar. El futuro a corto plazo es muy preocupante, y ya nadie va a creer otra vez la consoladora frase de “yo tengo otros datos”.

En el sector salud, todavía no se resuelven los problemas de escasez de medicamentos y de personal en instituciones públicas, y la falta de recursos económicos propicia la apertura de otros frentes de lucha, como es el aumento de más de 250% del número de casos de dengue en el país (Novedades Yucatán incluyó esta noticia anteayer domingo).

Podemos omitir comentarios acerca del acuerdo que acaban de lograr México y Estados Unidos en torno a migración y aranceles, porque todavía no se divulga la información completa, aunque ya surgieron las primeras dudas y críticas por el entreguismo en que habrían incurrido los negociadores de nuestro país. En cambio, no podemos obviar el preocupante anuncio de la Cámara Nacional de Desarrolladores de Vivienda, en el sentido de que la venta de casas de tipo económico se desplomó 50%. ¿Sabe usted lo que significa eso en número de empleos y en aumento de dificultades de supervivencia que sufren las familias mexicanas?

La insuficiente creación de empleos y el bajo nivel de los salarios en general mostraron su cara en las colas de hasta 5 kilómetros de personas que acudieron a tratar de conseguir una plaza en los equipos que deben comenzar pronto la construcción de la nueva refinería petrolera en el puerto de Dos Bocas, Tabasco. Había desde ingenieros petroleros y otros profesionales de alto nivel, hasta gente que solo tiene la secundaria pero, igual que los más preparados, necesita comer y darle de comer a su familia.

Estamos evidentemente ante un panorama incierto, y lo único que nos queda, como decíamos al principio, es buscar la mejor manera de vivir o sobrevivir, y de aportar nuestro granito de arena para que la mal llamada cuarta transformación no sea solamente un eslogan. Lo único que necesitan muchos es un empleo digno, una oportunidad de trabajo y desarrollo, lo cual sería mejor que recibir 1,000 ó 2,000 pesos regalados cada mes, ¿no le parece a usted?

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name