Escaparate: Arquitectos de la felicidad

Madera, metal, clavos, pintura y ramas de árbol, elementos para construcciones que albergarán, aves, perros, nacimientos y hasta niños que buscan una guarida.

|
Destacan las creaciones del taller de Laureano Patrón por su diseño, ensamblado preciso y colores llamativos. (SIPSE)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

SIPSE.com
MÉRIDA, Yuc.- De un oficio basado en la carpintería, el taller de don Carlos Laureano Patrón, ubicado en la colonia Zazil Ha, destaca por el diseño de sus creaciones de ensamblados precisos y colores llamativos.

El lugar ofrece nacimientos, jaulas, casas para perros y hasta las siempre queridas por los niños casas del árbol.

Los trabajadores del taller presumen orgullos ser los primeros y únicos dedicados al 100 por ciento a este trabajo en la ciudad. El fruto de su labor ha viajado hasta el extranjero y actualmente proveen de piezas a varios tianguis.

Madera, mallas de metal, clavos, pintura y ramas de árbol son elementos esenciales de estas pequeñas y grandes construcciones que albergarán, después de su venta, aves, perros, imágenes de nacimiento y hasta niños que harán una guarida para su imaginación. 

Cargando siguiente noticia