|
El impacto lanzó al Beat sobre la misma Itzaes. (Novedades Yucatán)
El impacto lanzó al Beat sobre la misma Itzaes. (Novedades Yucatán)

MÉRIDA, Yuc.- Con las llantas apuntando al cielo quedó un vehículo Beat cuya guiadora chocó contra una combi en la avenida Itzáes con calle 65-A, y el percance, al parecer, fue culpa de la mujer al mando del primer auto, pues presuntamente no respetó la luz roja del semáforo.

Se averiguó que el Beat era conducido sobre la Itzáes de norte a sur, y en la esquina de la 65-A, la conductora no respetó la luz roja del semáforo, y al invadir la preferencia chocó con la Combi que iba sobre la 65-A hacia el oriente. 

El impacto lanzó al Beat sobre la misma Itzáes, pero fuera de control, por lo cual volcó hasta quedar totalmente de cabeza.

Por suerte, la mujer al volante no sufrió lesiones, si acaso nada más unos golpes, pero nada de gravedad. 

Agentes y peritos de la SSP se hicieron cargo de tomar conocimiento de lo ocurrido para el deslinde de responsabilidades y para pedir la atención de las aseguradoras.

 

Agentes y peritos de la SSP se hicieron cargo de tomar conocimiento de lo ocurrido. (Novedades Yucatán)