|
La Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) se unió al acuerdo. (Novedades Yucatán)
La Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) se unió al acuerdo. (Novedades Yucatán)

Novedades Yucatán/MÉRIDA
Este jueves en el Senado de la República, 60 empresas, entre estas la firma yucateca Bepensa, de la mano con asociaciones y cámaras, ​firmaron el Acuerdo Nacional para la Nueva Economía del Plástico en México​.

Este acuerdo ha sido impulsado por la fundación​ "Ellen McArthur" y el ​Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma)​, con el objetivo de impulsar una correcta gestión de los residuos, a través de un modelo de economía circular.

Cada uno de los firmantes se ha comprometido a establecer objetivos claros para el 2030, trabajando en conjunto para eliminar los plásticos de un sólo uso mediante la innovación y rediseño, convirtiéndose en plásticos reusables, reciclables, compostables o aprovechables.

Dichos acuerdos serán registrados ante la Semarnat para su seguimiento y cumplimiento.

La Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) se unió al acuerdo, contando con la presencia de Coca Cola México, ​Bepensa​, Arca Continental, Coca-Cola Femsa, Jugos Del Valle–Santa Clara y la Asociación de Embotelladoras Mexicanas de Coca-Cola (Ascoca).

Asimismo, se sumaron sus plantas de reciclaje, PetStar, la más grande del mundo, con uno de sus 8 centros de acopio en Umán, Yucatán, e Imer, la primera construida en Latinoamérica, así como la asociación civil Ecoce y Anprac.

“Podemos asegurarles que este acuerdo no es el camino final legislativo sobre el plástico. Hay mucho que trabajar todavía. A partir de nuestra comisión y la alianza entre gobierno, industria e instituciones clave, vamos a poder evitar la contaminación a partir del mal uso del plástico”, expresó el senador Jorge Carlos Ramírez Marín​.

 

Se busca una responsabilidad compartida entre el gobierno, las empresas y la sociedad. (Novedades Yucatán)

 

El acuerdo nacional impulsa una visión más amplia de la “regla de las 3 R” (​reducir​, ​reusar y reciclar​), adoptando dos nuevas acciones; el ​rediseño de productos y el ​repensar​, aplicado tanto a la fabricación, como al consumo de los productos.

Asimismo, busca que se reconozca una responsabilidad compartida entre el gobierno, las empresas y la sociedad. 

Metas

Dentro del acuerdo, se establecieron ​tres ambiciosas metas para 2030​: que los empaques y  envases sean reutilizables, reciclables, compostables o aprovechables al 100 por ciento; que la tasa de acopio esté conformada de 80 por ciento de PET y 45 por ciento en promedio de todos los plásticos y que el contenido de material reciclado de éstos sea de 30 por ciento. 

La nueva economía de los plásticos es una visión de economía circular, donde este material nunca se convierte en residuo, sino que adquiere la posibilidad de ser valorizado para su posterior transformación e implementación como materia prima. 

Como parte de sus objetivos, la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) busca ​recuperar y reciclar el 100 por ciento de sus envases​vendidos para 2030, además de que para ese mismo año todos sus envases incluyan un mínimo de 50 por ciento de materiales reciclados.

 ​