Anuncian segunda etapa del programa 'La Escuela es Nuestra'

En 2020 se ampliará el programa y llegará a mil 98 planteles con inversión de 383 millones de pesos

|
Con los recursos, los comités decidirán qué obras escolares se realizarán. (Novedades Yucatán)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Óscar Chan/Mérida
El titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Esteban Moctezuma Barragán, anunció que en 2020 se ampliará el programa “La Escuela es Nuestra” en Yucatán, que llegará a mil 98 planteles con una inversión de alrededor de 383 millones de pesos en la segunda etapa, de los cuales el 50 por ciento aportará la Federación y el porcentaje restante el Gobierno del Estado.

Al arrancar ayer el programa a nivel nacional en la entidad, en compañía del gobernador Mauricio Vila Dosal, el funcionario federal precisó que este año se apoyarán a 609 escuelas de las comunidades catalogadas como de “alta” y “muy alta” marginación, a los cuales se les asignará entre 250 mil y 500 mil pesos, dependiendo de cada caso, con una inversión global de 125 millones de pesos.

De este modo, el incremento que se tendrá para la siguiente fase, que se aplicará en 2020, será de 489 instituciones educativas, así como de 258 millones de pesos, los cuales se distribuirán de la misma manera que en la primera etapa, a través de los Comités Escolares de Administración Participativa (CEAP).

Moctezuma Barragán y Vila Dosal hicieron entrega ayer de las primeras constancias de pago a las tesoreras del CEAP en el Complejo Deportivo Kukulcán.

Al mencionar un incremento de más de un 40 por ciento al programa para la segunda etapa, el titular de la SEP puntualizó que bajo este nuevo esquema serán los padres de familia los que decidirán cómo invertirán en el equipamiento o infraestructura de cada escuela.

Explicó que los CEAP vigilarán las labores de mejoramiento en las escuelas, las cuales pueden incluir trabajos de rehabilitación, reparaciones en mobiliario, impermeabilización, pintura, nuevo mobiliario y áreas verdes, entre otros.

Adelantó que si durante la revisión de los recursos se observa que se ejerció bien, el esquema de apoyo será anual, es decir, que no será por única vez, y eso dará suficientes ingresos para desarrollar a mediano y largo plazo para la mejora de sus escuelas.

Aclaró que los comités tendrán que ser abiertos y transparentes en la ejecución de los recursos para escoger él o los mejores proyectos.

“Tienen que buscar armonía en la destinación de recursos, es decir, que no haya algún tipo de rencillas, sino que de unidad en el proyecto”, apuntó.

Cargando siguiente noticia