14 de Noviembre de 2019

Opinion

La irregular temporada de lluvias de 2019

La falta de eventos ciclónicos influyó de manera determinante en la temporada de lluvias de este año.

Compartir en Facebook La irregular temporada de lluvias de 2019Compartir en Twiiter La irregular temporada de lluvias de 2019

Con la llegada del frente frío estacionario No. 8 a la parte noroeste de la Península de Yucatán, todo parece indicar que finaliza ahora sí la temporada de lluvias del presente año, la cual se había estado prolongando un poco más de lo normal, ya que debió haber terminado a mediados de octubre, pero las ondas tropicales seguían llegando.

También sucedió algo que tenía rato que no ocurría en el Golfo de México: que en pleno octubre tuvimos la formación de ciclones tropicales en la zona, contribuyendo a que siguieran las lluvias, pero, contra lo que podría pensarse, ese mes no fue tan lluvioso como aparenta, al menos para Mérida, ya que, de acuerdo con los acumulados de la estación meteorológica ubicada al nororiente de la ciudad, se tuvo un acumulado de 107.7 litros/m2, cuando el promedio es de 108.2 litros/m2, casi dentro de lo normal para esta zona de la Península.

Aunque ya empezó en estos días a llover en Quintana Roo -que sufrió una sequía atípica esta temporada-, las lluvias han llegado demasiado tarde para ese estado.

¿Cómo andamos con los acumulados de agua para la zona de Mérida? Solamente julio presenta un balance positivo hasta ahora, cuando faltan menos de dos meses para que acabe 2019; en ese mes se tuvo un acumulado de 274.8 litros/m2 y el promedio para ese mes es de 150.2 litros/m2; es decir que llovió muy por encima de esas cifras.

Lo sucedido en julio, más la desaparición del evento de El Niño, nos hizo pensar que se regularizarían las lluvias, pero eso no ocurrió realmente porque vinieron los meses de agosto, septiembre y octubre con saldos negativos en el acumulado, que quedó por debajo del promedio para esos meses.

La pregunta es: ¿qué sucedió? Simplemente la falta de eventos ciclónicos, llámense depresiones tropicales, tormentas tropicales o huracanes, en la Península de Yucatán, donde ni siquiera amenazas que pasaran cerca y que nos dejaran lluvias en forma indirecta, aunado a que las ondas tropicales no vinieron muy húmedas y dejaron una cantidad de lluvia menor de la esperada, salvo en julio, cuando sí cayeron buenos aguaceros al menos en las zonas norte, noroeste y centro de Yucatán, no así en las del noreste, oriente, sureste y sur, en donde llovió muy poco; se considera que esta temporada de lluvias para esas zonas fue atípica, muy por debajo del promedio.

Hasta el momento, en Mérida llevamos un acumulado de precipitación anual de 881.8 litros/m2, cuando el promedio de lluvias anual para la zona nororiente de la ciudad es de 1,061.2 litros/m2, cifra que sinceramente no creemos que sea alcanzada, por lo que todo pinta para que este año llueva por debajo del promedio, a menos que caiga algún diluvio provocado por un frente frío, situación que no está descartada, ya que los modelos a largo plazo nos indican que noviembre y diciembre serán húmedos.

Ya veremos si se cumple ese pronóstico, pero definitivamente la falta de eventos ciclónicos influyó de manera determinante en la temporada de lluvias de este año. Veremos qué nos depara la temporada de lluvias 2020.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name