Tren Maya estará listo en 4 años, arrancan obras en Chiapas

El Presidente convocó a la iniciativa privada a participar en la construcción

|
Acompañado del gobernador Mauricio Vila Dosal, el presidente Andrés Manuel López Obrador explicó que el tren maya prestará servicio a los pueblos originarios con un costo más económico. (Foto: Novedades Yucatán)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Israel Cáredenas y Novedades Yucatán/MÉRIDA
Tras el inicio este domingo de los trabajos de construcción del Tren Maya, turistas y visitantes podrán viajar desde Cancún a Palenque en 9 horas, a una velocidad máxima de 160 kilómetros por hora.

Con la “anuencia de la madre tierra” pero también con cuestionamientos ambientales, económicos y sociales, el presidente Andrés Manuel López Obrador dio inicio a la construcción del tren en Palenque, Chiapas, el cual se prevé esté listo en cuatro años a lo largo de mil 500 kilómetros.

La obra inició con la rehabilitación de 800 kilómetros de vías férreas que antes fueron utilizadas para llevar productos en la región.

En los terrenos del antiguo aeropuerto de Palenque, que será una Plaza Cívica y estación, ante integrantes de 12 etnias indígenas que previamente hicieron un ritual, añadió: “el sureste ha sido la región más abandonada. Ya le llegó su hora”.

Acompañado del gobernador Mauricio Vila Dosal, explicó que el tren de pasajeros prestará servicio a los pueblos originarios con un costo por pasaje más económico.

La primera etapa de la construcción del tren maya, correspondiente al tramo de Yucatán, arrancará en 2019 con trabajos en 93 kilómetros, desde la frontera de Calkiní, Campeche, hasta antes de llegar a Mérida.

En la ceremonia de arranque, el Presidente convocó a la iniciativa privada a participar en la construcción y anunció que habrá subvenciones o apoyos para las empresas que cumplan satisfactoriamente, pues la mayor parte de la inversión, dijo, será particular. Las licitaciones de los primeros cuatro tramos serán publicadas en dos meses.

Este domingo en la zona arqueológica de Chichén Itzá, representantes del Gobierno Federal, encabezados por el coordinador de Programas de Desarrollo, Joaquín Díaz Mena, participaron en una ceremonia maya para pedir permiso a la madre tierra para la construcción del proyecto ferroviario. 

En entrevista en dicho evento, el enlace territorial del proyecto en Yucatán, Aarón Rosado Castillo, reveló que los trabajos implicarán la instalación de una nueva vía que será paralela a la remodelada por la administración anterior del Gobierno del Estado y  se llevarán a cabo en 93 km de vía. 

“La primera etapa para Yucatán considera los trabajos casi a partir de la frontera de Calkiní, Campeche, cruzando por Maxcanú hasta antes de llegar a Mérida. En este caso, se hará la rehabilitación de la vía, ya que la que se realizó es para un tren que corre a máximo 40 kilómetros por hora, y en esta ocasión se generará una vía paralela, es una nueva vía”, detalló.

Aarón Rosado agregó que en este momento se realizan los levantamientos y los estudios sobre el tramo en el que se construirá la vía, y que en dichas tareas participan la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), el Gobierno del Estado y los ayuntamientos.

En Yucatán ya se preparan para abordar el tema ambiental y social con la consulta de los pueblos originarios que, como marca la ley, deberán avalar el proyecto.

Cargando siguiente noticia