14 de Octubre de 2019

Mérida

Venezolanos buscan refugio en Yucatán

Las personas de dicho país encabezan la lista de las que más asilo solicitan

Venezuela se ha convertido en el cuarto país con mayor presencia de ciudadanos en Yucatán. (Archivo/Sipse)
Venezuela se ha convertido en el cuarto país con mayor presencia de ciudadanos en Yucatán. (Archivo/Sipse)
Compartir en Facebook Venezolanos buscan refugio en YucatánCompartir en Twiiter Venezolanos buscan refugio en Yucatán

Israel Cárdenas/MÉRIDA
El conflicto político en Venezuela, que en los últimos días alcanzó un enfrentamiento global al intervenir Estados Unidos y Rusia, generó en Yucatán 110 solicitudes de condición de refugiado por parte de venezolanos, que piden a la Secretaría de Gobernación permiso para establecerse de manera permanente en la entidad.

Venezuela se ha convertido en el cuarto país con mayor presencia de ciudadanos en Yucatán, con 558 personas, cuya lista encabezan Estados Unidos, con dos mil 304; Cuba, con mil 323, y Canadá, con 804. En esta entidad residen ocho mil 813 extranjeros.

La titular de la oficina de representación del Instituto Nacional de Migración (INM) en Yucatán, María Antonieta Zaldívar Chávez, dio a conocer que en el último año 110 venezolanos iniciaron el procedimiento para obtener la condición de refugiado en Yucatán, de los cuales ya se entregó 74 tarjetas por razones humanitarias y, hasta el momento, ninguna se ha negado.

Explicó que dicho trámite es realizado por la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), instancia que emite el consentimiento y autorización de la condición de estancia en el país bajo este rubro.

Dijo que el INM da seguimiento a los extranjeros para el cumplimiento de los requisitos para la obtención de la tarjeta de visitantes por razones humanitarias y otorga el documento correspondiente. El trámite tiene una duración de 45 días.

La funcionaria expuso que en las solicitudes de condición de refugiado los venezolanos han manifestado que sus motivos son las condiciones políticas en su país, que tienen vínculo familiar en México o que llegaron porque Yucatán reúne las condiciones de atracción para hacer una vida tranquila con sus propios recursos.

“La ley establece que en calidad de extranjero, de cualquier nacionalidad, solicita la condición de refugiado ante la Comar, se llena una solicitud, el organismo entrevista al extranjero para conocer los motivos por los cuales salió de su país, y con el aval de esa solicitud ya no lo regresa y se analiza el caso. El extranjero tiene que dar todos los detalles del porqué salió de su país, si es perseguido político, si tiene alguna condición de vulnerabilidad; el procedimiento tarda 45 días hábiles para su resolución”, detalló.

Zaldívar Chávez mencionó que una vez que el trámite es autorizado, el extranjero puede permanecer indefinidamente en el país, sin condición, y puede radicar en el Estado a donde haya llegado.

Expuso que los venezolanos son los que más han solicitado refugio en Yucatán en los últimos años, seguidos de Cuba y Colombia, pero que estos últimos representan menos de diez trámites cada uno.

“En 2018 se registraron 461 trámites de colombianos, lo cual no significa que todos hayan sido aceptados”, apuntó.

Testimonio

Francesco Malandrino Di Bella, de 30 años, originario de Maracaibo, Venezuela, llegó a Mérida en 2015 acompañado de su esposa y de su hijo, en busca de una mejor calidad de vida y desarrollo económico.

Previamente, en octubre de 2014, llegó la Ciudad de México, donde residen familiares de su esposa.

“El principal motivo de llegar a México fue la situación en Venezuela, la falta de oportunidades y la inseguridad. Mi esposa y yo teníamos un bebé de un año y la calidad de vida no era la idónea para estar ahí. Llegamos a México porque la hermana de mi esposa tenía cinco años en este país, y una tía de ella tenía diez años en México”, relató.

Francesco Di Bella comentó que en México se sienten como en casa, y lo único que extrañan es a su familia que se quedó en Venezuela, y en ocasiones la comida, aunque ese tema lo resuelven aquí.

 

Francesco Malandrino y su familia. (Novedades Yucatán)

Actualmente, junto con su esposa, es asociado de una empresa de productos nutricionales del cual México es el segundo país en consumo de la compañía, y su objetivo es tener en Yucatán “las mayores raíces que se puedan”.

“Elegimos Yucatán porque un amigo es socio en la venta de productos naturistas, él estaba en Poza Rica, Veracruz, ahí íbamos a vivir, pero al momento de mudarnos nos llamó para informarnos que la inseguridad estaba muy fuerte, por lo cual había decidido ir a Mérida, Yucatán”, explicó.

“¿Y dónde es eso?, yo ni sabía dónde quedaba Mérida, nos dijeron que estaba a cuatro horas de Cancún, una ciudad espectacular, el clima es muy caluroso como el de Maracaibo, donde todo el año es de 40 grados centígrados”, relató.

Explicó que durante los cuatro años que ha residido en el país en términos generales les ha ido bien, y han tenido la oportunidad de invertir en otros negocios.

“Quejarnos sería ser malagradecidos con el pueblo mexicano. Mérida es una ciudad grande, que crece, tiene todo lo necesario y lo que más nos gustó es la seguridad en el Estado; no nos podemos quejar”, finalizó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name