|
El día soleado enmarcó uno de los mejores días de Isla Mujeres, donde se registró un arribo masivo de visitantes. (Lanrry Parra/SIPSE)
El día soleado enmarcó uno de los mejores días de Isla Mujeres, donde se registró un arribo masivo de visitantes. (Lanrry Parra/SIPSE)

Lanrry Parra/SIPSE
ISLA MUJERES, Q.Roo.- Hoy viernes, Isla Mujeres experimentó uno de sus mejores días en cuanto al arribo de visitantes, ya que recibió a cientos de turistas que abarrotaron principalmente las playas de la isla, aprovechando el segundo día soleado que no se había visto en más de dos semanas.

Al ser Viernes Santo, el arribo de visitantes se incremento y fueron las playas las que lucieron abarrotadas de bañistas.

Desde las primeras horas de la mañana, las embarcaciones que ofrecen el servicio de transporte marítimo de pasajeros de ruta, así como el transbordador estuvieron operando a su máxima capacidad. 

De acuerdo a los trabajadores de las navieras, por las tardes es cuando no respetan los horarios y se habilitan más travesías, en el caso de transporte de pasajeros, con la intención de ofrecer el servicio a todos los visitantes que arriban a la ínsula.

En el horario de las 16 horas hasta pasadas las 19 horas, se forman largas colas de turistas que buscan salir de la ínsula, después de permanecido en este destino durante todo el día.

La demanda de los servicios en este día de asueto se dio principalmente en las casas de renta de carritos de golf y motonetas, al igual que se notó mucho movimiento en los negocios de alimentos, como restaurantes, coctelerías y mercados.

Para garantizar la seguridad de los visitantes, los elementos de Seguridad Pública y Tránsito agudizaron sus rondines de vigilancia, especialmente en esas zonas donde suele darse  la afluencia masiva de visitantes, como el caso de las playas y áreas comerciales, sin descuidar las colonias populares del municipio y de la zona continental.

Asimismo se mantuvieron en los retenes para detectar que no conduzcan los menores de edad ni personas alcoholizadas, y de esta forma tratar de evitar todo tipo de accidentes.

La vigilancia en las playas también fue apoyada por los elementos de la Quinta Región Naval, quienes instalaron módulos de atención médica y salvavidas para atender cualquier tipo de incidente que pudiera surgir en principales playas desde el inicio del periodo vacacional.

Por su parte, la Capitanía de Puerto dejó personal de guardia que se encargaron de vigilar que se respete el cupo de paseantes en las embarcaciones turísticas.