|
Foto: Jesús Caamal
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

En Carrillo Puerto hay más de 200 expendios de bebidas alcohólicas que centros recreativos que existen en la demarcación, como parques, gimnasios, canchas, espacios familiares, por mencionar algunas.

Cristián Chagoya Escalante, jefe de la dirección de Ingresos municipal expresó que, conforme a su padrón de altas y licencias que se emiten, tienen alrededor de 200 centros de ventas de bebidas alcohólicas, minisuper, cantinas, bares, entre otras, en cuanto a centros recreativos particulares como 11.

Destacó que, en cuanto a infraestructura pública, calculó que son más de 40 como canchas deportivas, juegos infantiles, áreas verdes, por mencionar algunas.

“Nosotros como dirección de ingresos sólo nos encargamos de que cubran los pagos de sus licencias y todas las normatividades que deben seguir para que pueda estar en funcionamiento, en cierto modo regular que estén en orden”, sostuvo.

Para Alberto Poot Ciau titular de la Unidad de Especialidades Médicas (Uneme) consideró que la presencia mayor de esos establecimientos, puede repercutir en el índice de los adolescentes y jóvenes en el consumo de bebidas alcohólicas por tenerlos al alcance fácilmente.

Añadió que antes de la pandemia se atendieron alrededor de 100 jóvenes en rangos de edad que van entre los 12 a 21 años por consumo de alcohol y otras sustancias.

“Es una situación que se ha visto latente en todo momento, sabemos que es un negocio, pero más allá, hablando socialmente, pone en riesgo a los adolescentes de poder caer en los vicios del alcohol, por su fácil acceso, debería más centros recreativos para poder pasar el rato y que centren su idea en otras cosas”.

Expuso que es importante que las instancias encargadas de facilitar los trámites de los negocios, deben emplear vigilancia para regular su aumento, sobre todo enfatizar en vigilancias, para evitar que menores de edad caigan en su consumo.

Genaro Cano Góngora jefe de la dirección de Seguridad Pública Tránsito y Bomberos municipal, sostuvo que existe un grave consumo de bebidas embriagantes a la semana detienen alrededor de 30 a 40 personas por impertinentes en sus domicilios, al menos el 30% son jóvenes entre los 18 a 25 años.

Cargando siguiente noticia