14 de Diciembre de 2017

Quintana Roo

Alma de un pescador atemoriza a sus compañeros

“Hay un compañero que dijo haber visto las sombras, impresión que, aseguran, le ‘disparó’ sus niveles de azúcar y falleció”...

Los trabajadores dicen que se aparece un fantasma, el alma del pescador que falleció por el huracán. (Contexto/Internet)
Los trabajadores dicen que se aparece un fantasma, el alma del pescador que falleció por el huracán. (Contexto/Internet)
Compartir en Facebook Alma de un pescador <i>atemoriza</i> a sus compañerosCompartir en Twiiter Alma de un pescador <i>atemoriza</i> a sus compañeros

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Después de que el huracán “Wilma” mostrara su fuerza hace nueve años, algunos barcos de Puerto Morelos desaparecieron, y se dice que un pescador falleció. Cuando se reconstruyeron tres barcos, el alma se quedó en ellos y ahora se aparece a los hombres de mar de la alcaldía.

Las embarcaciones restauradas y en operación, hacen corridas hacia Cozumel, y a la par que pasajeros, cargan con una leyenda.

Los trabajadores dicen que se aparece un fantasma, el alma del pescador que falleció por el huracán. En el compartimento de máquinas, afirman haber visto sombras e incluso, se han registrado apagones y unos ruidos extraños.

Lázaro López, pescador nativo de la alcaldía, y de 46 años de edad, afirma que para él, sólo son mitos, pero varios de sus compañeros “juran” que vieron la fantasmagórica aparición.

Narración

“Hay un compañero que dijo haber visto las sombras, impresión que, aseguran, le ‘disparó’ sus niveles de azúcar y falleció”, y recordó que una vez, hubo un apagón en uno de los barcos, después se escucharon unos aullidos, sin que pudieran hallar su origen. Los tres barcos donde se cuenta anda el alma en pena son el “Cozumel II”, “San Miguel”  y “Quintana”, siendo en este último donde más asustan, pues reportan que también han visto el fantasma del pescador. 

“Los que hacían guardias en las madrugadas eran los que más tuvieron que vivir los sustos. Dicen que después de la medianoche es cuando se comenzaban a ver las sombras”, acotó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios