Redacción/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- Se reportó al número de emergencias 911 una persona que provocó un accidente vehicular en la avenida 10 con Constituyentes de Playa del Carmen, un sujeto chocó contra un taxi y al darse cuenta de su acción intentó darse a la fuga, ayer alrededor de las 3:30 de la tarde.

También te puede interesar: ¡Entérate! Balean una unidad de taxi en Cancún

De acuerdo con información preliminar el taxista que resultó con el auto golpeado al ver que éste intentó escapar, enseguida llamó a sus colegas que estaban en la zona del percance, mismos que enfurecidos alcanzaron al conductor del auto particular tipo Chrysler Cruiser, proporcionándole una severa golpiza.

Fue a la altura de la calle 26 con avenida 20 que los choferes lo bajaron a golpes para que no pudiera escapar y se hiciera responsable de los daños causados a la unidad de su compañero.

La gravedad de los golpes, lo dejaron fracturado del tobillo derecho por lo que fue necesaria la presencia de una unidad médica para que pudieran proporcionarle los primeros auxilios y trasladarlo de inmediato a algún Hospital, sin embargo él no quiso que lo llevaran al nosocomio.

Al lugar arribaron elementos de tránsito pues con golpiza y todo el automovilista se rehusaba a hacerse cargo de los daños que había causado. Sin otro remedio el responsable del percance tuvo que llamar a su jefe para así aclarar la situación y que se terminara el pleito.

Otro hecho. Taxista violento golpea a un conductor en Cancún

Circuló en redes sociales un video donde el conductor de una unidad de taxis, agrede físicamente a un sujeto.

Los hechos ocurrieron cerca de la avenida López Portillo y Kinik, donde varias personas fueron testigos de la violencia que se suscitaba en el lugar.

De acuerdo con información de las redes sociales, presuntamente el taxista inició la pelea, debido a que el conductor del coche particular se detuvo en uno de los semáforos que estaban en rojo y presuntamente provocando el enojo del chofer del transporte.

 Ante los hechos ocurridos, cientos de ciudadanos alzaron la voz y exigieron un castigo para el hombre violento.