Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Una pareja de jóvenes salió de su domicilio, ubicado en la Supermanzana 68, para acompañar a unos conocidos a que tomaran un taxi la madrugada de ayer, pero en el camino un grupo de sujetos le pidió unas monedas, como les dijo que no tenía cambio lo empezaron a golpear, su pareja fue a pedir ayuda y cuando regresó ya había apuñalado al muchacho, quien murió en el Hospital General.

El personal de dicho hospital reportó a las 3:45 horas el deceso de Carlos Augusto N, de 18 años, quien falleció a consecuencia de las heridas por arma blanca que recibió, fue ingresado por paramédicos de la Cruz Roja.

 También te puede interesar: Tras robo de taxi, se desata accidente en kilómetro 0

Personal de la Fiscalía General del Estado (FGE) tomó conocimiento de los hechos, realizaron el levantamiento del cuerpo del joven.

Los investigadores se entrevistaron con Esmeralda N, de 18 años, originaria de Tabasco, quien identificó al occiso como su concubino, dijo que tenían su domicilio la Supermanzana 68, cerca de la avenida Francisco I. Madero (Ruta 4).

La joven, de oficio labores del hogar, en relación a los hechos dijo que se encontraban conviviendo en su casa con unos amigos de su trabajo, pero alrededor de la 1:30 horas decidieron retirarse porque ya era tarde.

Ella y su pareja decidieron acompañar a sus amigos a la avenida para que tomaran un taxi, pero cuando pasaban por la tienda “Super Aki”, observaron que había un grupo de sujetos reunidos en una esquina.

Los sujetos le pidieron a su pareja que les diera unas monedas, pero les contestó que no tenía cambio, fue entonces que se molestaron y lo insultaron, hasta agredirlo.

Él le dijo que fuera a su casa por un machete, ella corrió a buscarlo, pero cuando regresó vio que su concubino corría y se agarraba el estómago, los delincuentes lo habían apuñalado.

Solo alcanzó a decirle que ya le habían sacado “las tripas” y cayó al piso, le dijo que le llevara una almohada para que se la pusiera en la cabeza porque sentía que se ahogaba.

Los vecinos la ayudaron a pedir una ambulancia, que tardó cerca de una hora y media, según los testigos, después lo trasladaron al Hospital General para su atención médica. Horas más tarde falleció por las heridas.