Javier Ortiz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- Los habitantes de la comunidad San Isidro la Laguna, tienen que desembolsar para comprar medicamentos para calmar sus dolores porque en el centro de salud desde hace dos años no tienen “ni paracetamol”.

Regino Mendoza Pablo, subdelegado de esa demarcación, señaló que al día acuden a consulta entre 20 y 30 personas de lunes a viernes, porque sábados y domingos, tienen prohibido enfermarse, tienen que aguantar su dolor hasta el lunes o pagar un flete para consultar en Bacalar.

También te puede interesar: Pide ayuda para sobrevivir junto a su familia

Dijo que en ocasiones les surten algunos medicamentos básicos como naproxeno, pero por lo general, desde hace más de dos años sólo les expiden receta y tienen que conseguir sus medicinas por su cuenta.

Indicó que han hecho del conocimiento de las autoridades del sector salud de la escasez de medicamentos que padecen desde ese tiempo, pero como respuesta les han dicho que “los recursos no alcanzan y las necesidades son muchas”.

En esa localidad, habitan alrededor de mil 500 personas, cuya inmensa mayoría son infantes que constantemente padecen de las vías respiratorias por los cambios de temperatura que se han registrado, “los padres de familia tienen que buscar la manera de curar a sus hijos, porque en la clínica sólo nos dan receta”, señaló Carmen Josefina, madre de familia de dos pequeños.

Indicó que salir a consultar un fin de semana, les ocasiona gasto por más de 600 pesos, entre flete, consulta y medicamentos, porque “son días que no contamos con doctor, a veces por una tos tenemos que salir hasta Bacalar”, señaló.

“Los adultos como quiera nos aguantamos o buscamos algún remedio casero, pero los niños si no son atendidos empeoran y nos sale más caro, porque aunque esperemos entre semana, lo único que nos dan son receta que no calma en nada la enfermedad de nuestros hijos”, dijo.

De acuerdo con información de la Dirección General de Epidemiología, hasta la semana número ocho, se habían registrado 586 casos de Infecciones Respiratorias Agudas (IRAS) en el estado de Quintana Roo.