Stephani Blanco/SIPSE
CANCÚN, Quintana Roo.-  Cancún es el destino más afectado con el arribo inusual de sargazo, ya que 330 de las 717 toneladas han sido levantadas de los arenales del municipio de Benito Juárez.

Son 51 trabajadores de limpieza, carretillas, tractor, barredoras y retroexcavadoras con lo que se están limpiando los arenales desde el pasado 15 de junio en Benito Juárez, en cinco mil metros lineales, mencionó Alfredo Arellano, secretario de Ecología y Medio Ambiente (SEMA).

La SEMA está dando atención en siete municipios y después de Cancún, Playa del Carmen es el más perjudicado, con 112 toneladas del alga.

También te puede interesar: Cancún, sin cancelaciones por sargazo

Para este año, los especialistas pronosticaron un recale masivo del alga que ya había puesto en jaque en 2015 a las playas de Quintana Roo, ya que si bien, es algo natural, a los turistas no les gusta, además de que causa un mal olor cuando comienza a descomponerse. De acuerdo con la información de SEMA, son 249 trabajadores que están realizando la limpieza en Othón P. Blanco, Benito Juárez, Cozumel, Puerto Morelos, Tulum, Solidaridad, Isla Mujeres, siendo este municipio el menos perjudicado, con sólo 30 toneladas durante los primeros días.

Hace unas semanas, las cuadrillas a nivel municipal anticiparon un mayor arribo, siendo la playa pública Chac Mool la más perjudicada; sin embargo, ahora es Gaviota Azul la más afectada, aunque están trabajando en las 13 playas públicas.

Desde el 22 de junio inició en siete de los 11 municipios una jornada de limpieza con recursos de 62 millones de pesos que fueron otorgados a la entidad por el Fondo de Desastres Naturales (Fonden), mismos con los que contrataron siete empresas locales, para que con maquinaria retiren el alga que llega a la orilla del mar en horarios diarios de las cuatro hasta las ocho horas, que inicia la llegada de los turistas.

Esta situación no afectará la temporada vacacional que ya se encuentra en al menos 86% de ocupación hotelera con la llegada de los primeros turistas.